Espacio publicitario

La materia radical de la que está hecho Jorge Pizzani

El artista inauguró en la galería Spaziozero, de Colinas de Bello Monte, la exposición "Materia radical (Producto Interno Bruto)", que podrá ser visitada hasta el mes de marzo

  • JUAN ANTONIO GONZÁLEZ

16/02/2020 01:00 am

En sus manos está la evidencia de una relación íntima con la pintura. En sus dedos, entre sus uñas, los rastros de acrílico o tinta -a veces de asfalto- denotan que el hombre que es Jorge Pizzani (Acarigua, 1949) no se diferencia en nada del artista visual, autor de una obra de gestualidad explosiva, de potencia estremecedora y en permanente enfrentamiento con el poder y sus múltiples expresiones, sus innumerables máscaras.

El viaje creativo de este artista comenzó con paisajes siderales, fuera de la visión de los mortales, una lectura de universos imaginados, de las olas del Big Bang surfeadas por él, y ha arribado, sin que esto signifique un final, a representaciones más tangibles, más reconocibles por el público: rostros, cuerpos incompletos, como cercenados, que instalan en el alma de quien observa los cuadros, las sensaciones que nos acompaña a diario, sobre todo en estos días de desasosiego absoluto. La desesperación, la desesperanza, la despersonalización, la animalidad forzosa, el grito en que se ha convertido este duro vivir... este sobrevivir.


La exposición estará abierta hasta marzo en Spaziozero Galería (CORTESÍA)

Ayer, en Spaziozero Galería, de Colinas de Bello Monte, se inauguró la exposición Materia radical (Producto Interno Bruto), que reúne 35 obras recientes de Jorge Pizzani. La curadora Lorena González Inneco se refiere al artista en los siguientes términos: "Pizzani es un creador de una trayectoria prolífica y persistente, se ha desarrollado a través de los años en un convenio profundo con la pintura, desplegando un pacto inquebrantable entre los nexos que conectan a la vida con la creación artística. De este modo, se ha convertido en un oficiante de los elementos que en disciplinada confrontación consigo mismo y con las realidades del entorno, emprende cada período de producción como las lides de un ejercicio formal donde la pintura se vuelve una afrenta pura, capaz incluso de arremeter contra sí misma".


La muestra es también el diario de un artista comprometido (CORTESÍA)

En Materia radical... anidan, entonces, experiencias vitales del propio Jorge Pizzani, ese exilio interno (e interior) que supuso para el artista tener que dejar su casa-taller en Turgua para mudarse a Caracas, a causa de un desdichado asalto que Pizzani ha entendido, correcta y justamente, como producto del franco deterioro social y moral del país. "En el caso de la sociedad venezolana y de esa cartografía quebrantada que se extiende en una buena parte del orbe durante los últimos años, son los fundamentalismos, la injusticia generalizada, las confrontaciones humanas y los desequilibrios generales, las hendiduras que penetran y substraen las zozobras del artista, observador acucioso que contempla y vive con desasosiego la actividad de los oscuros ejes que gobiernan a mansalva opacando el desarrollo contemporáneo de nuestras sociedades", apunta certeramente González Inneco.

Vistas así, las obras que se exponen en Spaziozero Galería, y que podrán verse hasta el mes de marzo, conforman el diario de un artista comprometido con la realidad, con lo humano, con el entorno que le rodea, y hasta con su propio quehacer. Son un material radical y también ese producto interno bruto al que ha sido forzada Venezuela.

@juanchi62 

Espacio publicitario

Espacio publicitario

Espacio publicitario

DESDE TWITTER

EDICIÓN DEL DÍA

Espacio publicitario

TE PUEDE INTERESAR

Espacio publicitario