Espacio publicitario

Henry D'Arthenay: "Escribimos desde la nostalgia y desde lo que hace falta"

"Nuestra" (2010), primer disco de La Vida Bohème, es considerado un disco premonitorio de lo que ocurriría en el país, según la crítico musical Judy Cantor-Navas

  • CAROLYN MANRIQUE

22/12/2019 01:00 am

"La realidad es la realidad y lo que digas -contrario a eso- es lo que te ayuda dormir por las noches", sentencia Henry D'Arthenay, vocalista de La Vida Bohème.

Esa realidad a la que el músico hace referencia es la de un país dolarizado, no de manera oficial, pero más que evidente en la calle. 

A inicios de noviembre se anunció el Cusica Fest, evento que se llevó a cabo el fin de semana pasado y que reunió a tres generaciones de la música alternativa venezolana. Entre las bandas invitadas se encontraban muchas que tenían más de tres años sin presentarse en el país, como La Vida Bohème.

Esta banda, liderada por D'Arthenay, tenía tres años y medio sin presentarse en Venezuela. De ella quedaba el recuerdo de un toque en cada plaza y bar de la ciudad cada fin de semana, y de cómo Radio Capital se convirtió en el himno una generación. 

Un EP y tres discos después, la banda caraqueña prepara su cuarto disco de estudio, que sería el segundo que produce desde su exilio en México. De ese nuevo álbum presentaron en el Cusica Fest dos canciones: Manos arriba y Acción (decreto de guerra a muerte a los traidores del rock latinoamericano).


Su teoría -nada descabellada- es que la aparición de los dólares en el país hizo regresar a la agrupación, pues en años anteriores las intenciones de organizar un concierto se veían truncadas por la volatilidad de los precios -aún igual- por las que pasaba el país; una economía colapsada que padeció, en los años que los músicos estuvieron afuera, hasta dos cambios del cono monetario.

"En Venezuela podemos hacernos sábanas con todos los billetes que se han impreso", afirma el cantante.

En relación a esto, el show presentado hace una semana se basó en "El ciclón del dinero" de una lotería local, por lo cual los músicos lanzaron billetes fuera de circulación al público e hicieron referencia al pago por puntos de venta hasta para cambiar de guitarra. Para ellos, ese es el eje central de su ida y vuelta.

Sobre los intentos de posibles toques en el país que no cristalizaron, dice: "Existía una realidad muy violenta en relación a producir eventos en Venezuela. Si se sacaba un presupuesto para una fecha -teniendo en cuenta que un show de rock and roll no lo puedes montar de un día para otro-, en una sola semana la moneda (el bolívar) hacía un cambio radical y ya no se podía hacer nada. La existencia de una moneda más fuerte fue lo que hizo que pudiéramos venir esta vez".

Su decisión de emigrar a México fue consecuencia de muchos factores que fueron apareciendo desde 2013 en la agrupación fundada en 2006 y ganadora en 2008 del Festival Nuevas Bandas. 

Cuando iban a presentar su segundo álbum Será tuvieron que reprogramar el bautizo por la muerte del presidente Chávez, artífice del fin de la democracia en el país. Por añadidura, en 2014 les tocó sortear la crispación social que se vivió con las protestas de calle. A pesar de la situación política, el disco ganó el Grammy Latino, lo que les abrió un nuevo mercado que debían cuidar, pero que no podían cubrir por los obstáculos impuestos para salir de Venezuela. 

"México abraza al refugiado. No recibimos ningún maltrato y conseguimos gente muy chévere con los cuales nutrirnos; además, reconectamos con venezolanos que también habían emigrado", cuenta sobre su llegada al país azteca. 

Entre las reconexiones que hizo La Vida Bohème en México se encuentra Daniel Briceño, quien se convirtió en el nuevo bajista de la banda. A la alineación oficial se unió recientemente Héctor Tosta -que ya había tocado antes con la banda- como guitarrista. En la batería sigue Sebastián Ayala, con la voz principal de D'Arthenay. 


Foto: Adolfo Acosta

Entre los mejores de la década

Nuestra, primer disco del proyecto, fue incluido en la lista de los 50 mejores discos de la década, realizada por la crítico musical Judy Cantor-Navas para la revista Billboard.

De aquel primer álbum al que tienen previsto lanzar en 2020, han pasado 10 años. "Nos costó tres discos formar una banda", asegura D'Arthenay.
"Esos discos fueron un entrenamiento para lo que estamos haciendo ahora. Hoy tenemos una banda en vivo de verdad", agrega.

Para el nuevo disco, el vocalista confiesa que se permitieron sentir la "emoción adolescente" para obtener como resultado el álbum más rock and roll de su carrera. 

Al momento de ganar el Grammy Latino por Será en 2013, el cantante y comunicador social declaró al diario español El País que aún no consideraba tener éxito. Seis años después, dice: "El éxito llegará cuando esté a punto de morir. Queremos crear algo sobre piedra y no en plástico. Nuestro trabajo es como una pirámide, no la vamos a ver hasta que esté terminada. Nosotros hicimos de la música una carrera, no trabajamos para hacer sencillos o regirnos según los likes. Nuestra felicidad es interna. Además, somos muy malos vendiendo nuestro proyecto, preferimos mostrarlo, que ustedes lo sientan y así retroalimentarnos".

Y finaliza la idea: "Lo más cercano que tengo al concepto de éxito es que encontramos nuestro propio sonido".

Caracas, y el país en general, siempre ha sido la musa de esta banda. Su estilo punk es lo más cercano que sigue teniendo el país a la música de protesta. Con La lucha, disco que grabaron entre Puerto Rico y México, se adentraron en la vida del emigrante, siempre escribiendo desde sus propias vivencias.

De ese espíritu subversivo, precisamente, escribe Judy Cantor-Navas en el listado publicado por Billboard: "Dirigido por el sencillo inspirado en los Ramones, Radio Capital, el álbum (Nuestra) de 2010 envió un mensaje profético sobre la situación social y política en declive en Venezuela, que era al mismo tiempo universal. El sonido punk y new wave de la banda, adaptado con raíces tropicales, y su llamado a la rebelión son imposibles de ignorar".



-¿Cómo se escribe de Venezuela desde la distancia?
-Escribimos desde la nostalgia y desde lo que hace falta. Caracas es nuestra madre y cuando estás fuera de casa extrañas mucho a tu madre, y más cuando es por mucho tiempo. Es imposible que no esté ligado. Es como el proceso de creación de un espejo, es un calor que debes convertir en frío, a veces explícito y otras no tanto.

Este regreso de la banda coincide con el de otras agrupaciones que tenían tiempo fuera del país, consecuencia de una aparente apertura en la escena musical de la ciudad. 

Entre las nuevas bandas, D'Arthenay y Sebastián Ayala destacan el trabajo de Gran Radio Riviera. Sobre la movida musical comentan que se ve el intento de retomar lo que era cuando formaron parte de ella. Sin embargo, el cantante dice que es "la llama más viva" que ha visto desde que emigró.

@carolynmanrique


Foto: Adolfo Acosta
Siguenos en Telegram, Instagram, Facebook y Twitter para recibir en directo todas nuestras actualizaciones

Espacio publicitario

Espacio publicitario

Espacio publicitario

DESDE TWITTER

EDICIÓN DEL DÍA

Espacio publicitario

TE PUEDE INTERESAR

Espacio publicitario