Espacio publicitario

Cyber Sovereigntly en India

La paz es el principal objetivo, pero ello solo se consigue si se eliminan los criterios de desconfianza sobre quienes actúan en la línea de restricción del ciberespacio

  • SADCIDI ZERPA DE HURTADO

25/09/2023 05:02 am

Los avances tecnológicos que han dado lugar al ciberespacio cierran las fronteras de nuevos temas relevantes a los Estados. El ciberespacio es un espacio dinámico y no estático que se expande sobre el posible domino del poder. Empresas, gobiernos y personas interesadas evidencian que, a diferencia de otro tipo de tecnología, el ciberespacio no es impulsado por la política, pues es la propia tecnología que impulsa las decisiones políticas. Por ello, la gobernanza del ciberespacio se complejiza y provoca enfrentamientos dentro de las fronteras nacionales e internacionales del ciberespacio. Para las cuales es evidente la fragmentación del internet mediante fronteras virtuales que en la mayoría de los casos generan ambigüedad e incidentes frente a los catalizadores de la delicada definición de Cyber Sovereigntly.

Cuando en 2018 el Sr. Kshirod Kumar Moharana profesor de Derecho en Biraja Law College de Jaipur Odisha escribió acerca del contexto de la cibersoberanía en India, el concepto se popularizó como libertad de internet. No obstante, rememorar el posible peligro de la libertad que 1983 Ronald Reagan pensó luego de ver la película Juegos de Guerra o WarGames en la que un adolescente hackea el sistema de la oficina de defensa aeroespacial norteamericano y da paso a la “Tercera Guerra Mundial”. Allí el concepto de Cyber Sovereigntly apareció públicamente como la capacidad que tienen y pueden desarrollar las personas frente a los Estados para ejercer el control sobre el internet y las fronteras que pueden construir en torno a las actividades económicas, culturales, políticas y tecnológicas. No obstante, el Estado como ente capaz de combinar positivamente la autoridad y capacidad del gobierno enfrenta ciberataques, ciberterrorismo, ciberdelitos y ciberespionaje.

Todo se concentra en las posibilidades que el Estado tiene para crear soberanía de datos a través de instrumentos legales nacionales e internacionales que ayudan a asegurar el ciberespacio en un marco de convivencia y legalidad común global. Países como Arabia Saudita, Francia, Rusia, Estados Unidos y China avanzan sobre este tema y lo justifican en las actividades y pruebas que la libertad del internet ofrece. Sin embargo, India con el deseo de hacer iguales a todos quienes usan el ciberespacio refuerza la comunicación, aumenta la comprensión del tema y busca consenso al respecto de la gobernanza del ciberespacio. Para India el orden en el ciberespacio se basa en la Carta de las Naciones Unidas que internacionalmente vincula porque elimina enfoques centrados en el poder para concentrarse en el ser humano y sustituir poder, control, orden por paz y estabilidad.

La paz es el principal objetivo, pero ello solo se consigue si se eliminan los criterios de desconfianza sobre quienes actúan en la línea de restricción del ciberespacio. India reconoce que restringir conlleva a la desconfianza y por tanto a infracciones mal entendidas entre los que luchan por el poder en el ciberespacio. Así entender a la soberanía en el ciberespacio como medio de poder obliga a los Estados a seguir actuando dentro del principio de Westfalia de 1948 que señala al orden internacional de la anarquía como medio para que nada deba autorizar la intervención en los asuntos que ocurran dentro de la jurisdicción interna de algún Estado.

India entiende que en la medida que el ciberespacio se divida el Estado puede convertirlo en un arma que no hace necesaria la gobernanza compartida, pues existirán centros de poder en los que los debates sobran y las polémicas y enfrentamientos reinan. Hoy en 2023 la mayoría de los Estados abogan por un modelo de cibersoberanía controlada por el Estado, no obstante, dicha atribución hace al dominio desafiante y hace a los ciberataques una medida de enfrentamiento más que un medio para predecir, persuadir y disuadirlos.

India como miembro del Grupo de Expertos Gubernamentales (GGE en sus siglas en ingles) de las Naciones Unidas reconoce que en el derecho internacional los principios de soberanía de los Estados se consagran en la solución de controversias usando los medios pacíficos en los que la no intervención se consagra en el derecho internacional humanitario. No obstante, como la aplicación de la Carta de la Naciones Unidas a nivel de soberanía no es vinculante a los Estados, existe alta ambigüedad respecto del concepto Cyber Sovereigntly.

Ello aunque limita el uso ético de la fuerza no implica regulación moral que prohíba el ejercicio de autoridad de quienes soberanamente actúan en la libertad del internet y pone preso a todos los que se encuentran dentro de sus fronteras y fija posiciones de enfrentamiento hacia quienes levantan la bandera de la libertad del internet. Hoy en 2023 India reconoce que la soberanía depende de un delicado umbral entre el uso de la fuerza, agresión e intervención estatal pero también de la elección de un ciberespacio global que bajo la responsabilidad de las posesiones de datos se abogue por la inclusión bajo cibernormas adecuadas a la actuación de gobiernos, empresas y personas.

*@zerpasad
Siguenos en Telegram, Instagram, Facebook y Twitter para recibir en directo todas nuestras actualizaciones
-

Espacio publicitario

Espacio publicitario

Espacio publicitario

DESDE TWITTER

EDICIÓN DEL DÍA

Espacio publicitario

Espacio publicitario