Espacio publicitario

Daniel Giandoni vive la magia como un hecho artístico

El mago venezolano, invitado a la novena edición del Festival Medellín, Llena Eres de Magia, combina en sus espectáculos el ilusionismo y el humor

  • PEDRO ROJAS

16/10/2020 10:15 am

Caracas.- Hace cerca de diecisiete años comenzó el camino que llevó a Daniel Giandoni al mundo de la magia. Recuerda que estaba en bachillerato y que le gustaba una muchacha de su salón. Enamorado, pensaba en la manera de obtener su número telefónico. Allí hizo conexión con lo que es hoy su profesión, pues una de las soluciones que le vinieron a la mente, en su ilusión de acercarse y conquistarla, fue convertirse en mago para “adivinar su número telefónico”.

Eso no funcionó, cuenta, sin embargo despertó su interés por estudiar magia y comenzó a ver en internet las opciones. Allí arrancó formalmente su camino.

Posteriormente empezó a viajar a congresos y convenciones y logró entrar en contacto con esos magos sobre los cuales tenía libros y videos. Todo eso ocurrió mientras estudiaba en la Universidad Católica Andrés Bello, en Caracas, la carrera de Economía. “Mantuve ambas actividades simultáneamente, me gradué de economista, ejercí tres años y ya en ese entonces también trabajaba como mago los fines de semana. Entonces poco a poco me empecé a especializar en el tema de magia para empresas, magia para adultos”.

-¿Hay especializaciones para formarse como profesional en magia?
-Normalmente se considera que la magia es para niños y son en realidad muchas ramas que incluyen, entre otras, la corporativa, a la cual me dedico. En efecto, gracias a ella comenzaron a salir opciones de shows en horario de oficina y tuve que dejar mi carrera como economista.

-¿Hay diferencias entre la magia y el ilusionismo?
-Puede decirse que son sinónimos. La gente piensa que el ilusionismo implica hacer rutinas con cajas que se cortan a la mitad con una mujer dentro, o que alguien vuela en un escenario. Mientras que la magia se asocia con trucos hechos con cartas. Ambos son términos cercanos, pues son ilusionismos, producto de una ilusión óptica que se vale de lo que la persona percibe o cree ver.

Varias competencias internacionales se le presentaron en el camino a Giandoni y logró una beca para el encuentro estrella del continente, el Festival Latinoamericano de Sociedades Mágicas, sobre al cual apunta “literalmente es como la Copa América” de la magia. El mismo se realizó en Perú y fue sin dudas un gran momento para su vida, al obtener el premio.

Comenzó a representar a Venezuela y alcanzó títulos de renombre que le llevaron a otro nivel, pues llegó al ámbito de magos en competencia. Para ello, explica, “tienes que hacer propuestas que sean originales, que no se hayan visto antes, con muy buenas técnicas y buena presentación.

Una actualidad mágica
Giandoni estima que la magia está en un buen momento a escala global, y considera que hoy en día “hay muchos programas de televisión o espacios de internet de los que salen muchos nuevos talentos. Anteriormente los magos ya eran conocidos y se destacaban en competencias internacionales, pero ahora hay mucho más alcance en el tema de los eventos y las redes sociales, cualquier medio digital, impulsa a renovarse. Las propuestas se han hecho espacio en esos espacios digitales, sin espectador presencial, pero con gran interés en el tema”.

-¿Cómo cambió la dinámica de los magos con el tema de la pandemia?
-Estoy trabajando a través de los medios digitales y la experiencia ha sido interesante. Asisto a eventos y me mantengo activo.

-¿Qué piensa de quienes comparten sus técnicas en redes sociales?
-Una de las reglas principales de la magia es no explicar un juego de magia, pero yo estoy totalmente a favor de que se haga, porque eso nos obliga a renovarnos, a recrearnos, a reinventarnos. Hay que trabajar constantemente en nuevos trucos de los cuales no se conozca el secreto. Recuerdo una época en la que hubo un mago enmascarado que revelaba un montón de secretos. Fue muy criticado por el gremio, sin embargo, considero que ello nos obligó a ser más estudiosos.

Giandoni estima que los magos, en muchos casos, suelen quedarse con rutinas durante años y situaciones como las que trajo el “mago enmascarado” hicieron que lograran cambios. El tema de redes sociales, por ejemplo, es uno de esos cambios que impulsan la presencia del creador de ilusiones, sin embargo, recuerda que “nacemos de una misma semilla, que son las convenciones y los congresos de magia”.

Los tipos de magia
Hay muchas ramas de la magia y para Giandoni hay algunas preferencias. “Está la magia de cerca, que se da a muy pocos centímetros de la vista. Hay magia para niños, hay magia con objetos pequeños como monedas y hasta quizás un alfiler o un palillo. Hay micromagia, pero también hay grandes ilusiones que son las que se desarrollan en un teatro”.

También destaca la “magia de salón, que es aquella cuyo espacio esencial es un escenario. Hay muchas posibilidades para los magos. Está incluso el mentalismo. Cada mago se especializa en la rama con la que más afinidad tiene. Se puede comparar con la música, pues hay muchos instrumentos para aprender y después cada músico decide cual es el que mejor se le da, el que el que más le gusta tocar, el que más sentimiento le da”.

-¿Qué tendencia ve en el gremio, hacia dónde se especializa?
-El problema que percibo es que aunque casi todos los magos se especializan, tienden a abarcar todas las ramas y eso trae un problema, pues a menos que sea un ultra talentoso, en algunos actos no brillan o no van a ser tan buenos como en otros. Por ello, decidí especializarme en lo que es la magia de cerca, que es donde he competido con cartas y ha resultado ser un espacio diferenciador para mostrar lo que he aprendido. Mis actos van unidos a la comedia. En efecto, he estudiado técnicas de Stand Up e improvisación. Han sido herramientas especiales. Digamos que no hay una especialización para cada mago, sino que cada mago decide en qué rama especializarse.



-¿Existe exclusividad en las propuestas de cada mago, algo similar a los derechos de autor?
-Por el momento no existe algo como en la música que hable de los derechos de autor. Sin embargo, en gran parte del gremio se respeta mucho la ética y si algún mago está haciendo un truco cuya autoría pertenece a otro, pues primero debe solicitar el permiso al creador y posteriormente, comprar el truco. También están las tiendas de magia, en las que se consiguen muchas opciones.

Giandoni explica que al tener, por ejemplo, un par de juegos de magia en venta y un libro, los demás magos, en caso que quieran usar su material, pueden solicitar el permiso o ir a una tienda de magia y comprar lo que esté disponible”.

-¿Qué países considera están en la vanguardia de la magia global?
- La cuna de la magia está en Europa, principalmente en Francia y España. Allí en España he tenido la oportunidad de trabajar en eventos y ver la gran diferencia que hay con los países latinoamericanos. Hay un tema cultural con la magia. El espectador en Europa que está viendo el juego de magia y no sólo está pendiente de cómo se hace, sino que ve un trasfondo, lo observa más como un hecho artístico, lo considera más que un simple juego de manos.También está la otra cuna de la magia, en Estados Unidos, donde hay creadores de talla gigante como David Copperfield y muchos otros quienes quizás no son tan comerciales, pero en el gremio son muy reconocidos.

-¿Qué observa en Latinoamérica?
-Acá el mago está encasillado todavía, en muchos casos, en una piñata o en una fiesta para niños. Eso debe cambiar.

Sobre ese cambio y crecimiento del sector, el artista venezolano reconoce el peso de eventos como la novena edición del Festival Medellín, Llena Eres de Magia, que llega a su fin esta semana en la capital de Antioquia, en Colombia y que se cumplió de manera 100% virtual.

Daniel Giandoni está en la lista como artista invitado en el evento y junto a los más reputados representantes del gremio de habla hispana, ha podido estar en conferencias, galas, concursos y talleres.



Giandoni se siente satisfecho de lo alcanzado en estos días pues le ha brindado más exposición internacional, aupando su carrera en la que tiene al menos 16 años acumulando reconocimientos.

Este sábado 17 de octubre de 2020 dictará una conferencia magistral sobre el libro de su autoría Más Allá del Truco y entre los temas fundamentales a desarrollar, tocará el propósito de ser artista y cómo innovar en la magia para ser único y memorable.

Explicará también actos de su autoría y mostrará su nuevo truco, Homing Card 2.0.

Comenta Giandoni que el festival lleva haciéndose desde hace muchos años y es una de los más grandes e importantes de Latinoamérica.

Entre los artistas internacionales convocados destacan Rey Ben, Brando y Silvana, Karin Araujo y Quique Marduk (Argentina), Luis Karias (Guatemala), Biktor Chávez, Wilmar, Alejandro Hinojosa, Gustavo, Spider y Aramiz (México), Txema (España), Zimmermann, Klauss y Henry (Brasil), Daniel Diamante (Ecuador), Daniel Giandoni, Sandro Nerilli, Jey Jey y Henry Jr (Venezuela), Ernesto Planas, Sixto y Lucía (Cuba) y Daniel K (Uruguay). Por Colombia, Volantín, Boris Bedoya, Andrés Hinojosa, Alfonsiny, Segal y Ricardo Montoya, entre otros.

Un perfil de constancia
Como artista ganador del FISM Latinoamérica y del Inkamagic, destaca en su recorrido profesional su participación en Netflix como invitado en la película The Unremarkable Juanquini. También ha estado en producciones teatrales y de televisión.

Actualmente es considerado como uno de los artistas más importantes del continente.

En sus redes sociales y medios digitales hay mucha magia y propuestas para su audiencia. 

 En Instagram 


Y también en Twitter @DanielMagia

Fotos cortesía MyStage Colombia
Siguenos en Telegram, Instagram, Facebook y Twitter para recibir en directo todas nuestras actualizaciones

Espacio publicitario

Espacio publicitario

Espacio publicitario

DESDE TWITTER

EDICIÓN DEL DÍA

Espacio publicitario

TE PUEDE INTERESAR

Espacio publicitario