Espacio publicitario

Marketing Digital para atraer talento

Se debe automatizar el proceso, sin deshumanizarlo

  • Diario El Universal

06/01/2019 05:00 am

Alida Vergara Jurado
Especial para El Universal 

En esta era hiperconectada, donde todos se valen de internet y las herramientas que la misma posee, conseguir trabajo a través de este medio y reclutar potentes y buenos candidatos para un determinado puesto es algo que se ha estandarizado y que se ha convertido en una nueva forma de captar personal, valiéndose de las diversas plataformas que la misma internet provee, acepta y utiliza. 

Y mientras no se le puede negar las bondades que la misma tiene, esta nueva forma en la que se han convertido los procesos de reclutamiento, no llegan a ser del todo exitosos debido a los errores que cometen las empresas al momento de buscar personal; muchas veces sin que las mismas o el departamento de RRHH lo sepan, práctica que trata de mejorarse cada día. 

Para que esto no suceda se debe tener una estrategia clara, un plan, saber lo que se quiere, e ir a por ello; al tiempo de considerar todas las variables que entran en juego. 

Existen diversos errores que se cometen en esta área y que los conocidos y quienes la manejan deben evitar para así optimizar los procesos. A continuación presentamos los que más se repiten. 

Falta de estrategia 
Especialistas en reclutamiento de personal explican que uno de los errores más comunes, es precisamente no tener una estrategia digital coherente al reclutar personal y pensar que el posicionamiento de la empresa hará el trabajo por sí solo.

Una estrategia de reclutamiento debe contar con al menos una comunidad en las redes sociales, esto ofrece una imagen moderna, de apertura, avanzada y funciona también como un punto de encuentro para quienes ya trabajan en la organización o presa. 

El empleado es un cliente La experiencia de un potencial empleado debe ser positiva. 

Cada entrevistado merece atención y comunicación. Y a pesar de que no consigan el trabajo, e igual si lo llegan a obtener, ellos mismos serán la mejor referencia en un futuro para otros candidatos. 

Olvidarse del talento calificado 
Al momento de reclutar personal las empresas no deben quitarse de la mente este objetivo: "obtener talento calificado", el cual debe ser la máxima siempre que se esté buscando personal.

Mundialmente, la tasa de desempleo es alta por lo que la demanda supera a la oferta, y para escoger a los mejores hay que saber delimitar, competir, atraer y sobre todo retener el talento. 

Especialistas en RRHH señalan que la mejor forma de lograr esto es crear experiencias y producir sentimientos, para que así ambas partes ganen, aunque al final el resultado no sea el esperado. 

Agregan que desde que la persona hace el primer contacto con la empresa, así no decida entrar a trabajar una vez sea escogido, queda la puerta abierta demás de que el candidato se puede convertir en un embajador de las buenas maneras de la empresa que lo entrevistó, sin necesidad de haber aceptado la oferta. 

Menospreciar el teléfono móvil
Los usuarios pasan, en promedio diario, cerca de siete horas, mientras que la penetración de los smartphones supera el 70%; por lo que descartar el uso de los móviles a la hora de buscar y postularse a un empleo, es un grave error. 

Para esto, las páginas de las empresas deben ser responsivas, es decir, adaptarse a todas las plataformas digitales y rápidas. 

Y los formularios deben facilitar la tarea de ser completados vía móvil.

No tener un perfil definido 
La mayoría de las organizaciones carecen de perfiles bien definidos.

Se puede tener todos los recursos necesarios, pero es fundamental saber qué se está buscando. Y tener claras las competencias y aptitudes para cada cargo y generar estos perfiles; una vez delimitado los perfiles tanto para la empresa, como para quien busca empleo, el proceso es más rápido y eficiente; de manera que el entrevistado realice su proceso, y el contratante pueda enfocarse también, en las habilidades intangibles. 

Aplicar metodologías previas Uno de los errores más comunes consiste en realizar los mismos procedimientos que se hacían antes de la era digital, y pretender replicarlos a los tiempos actuales. 

Estamos ya en la transformación digital, no se puede aplicar el mismo mensaje de la misma forma en diferentes plataformas, cada una de ellas tiene su lenguaje y su manera de manejar los códigos; ya las plataformas no son evolucionaron, y el recurso humano también. 

Espacio publicitario

Espacio publicitario

Espacio publicitario

DESDE TWITTER

EDICIÓN DEL DÍA

Espacio publicitario

TE PUEDE INTERESAR

Espacio publicitario

Espacio publicitario