Espacio publicitario

Entre aplausos

A sus 78 años sigue activo en el arte como primer actor, productor teatral, conductor y guionista de televisión

  • Diario El Universal

18/04/2018 03:17 pm

ELENA SOTO

—¿Qué añora de España?

—Su excelente nivel de vida y a mi familia. Soy el único que decidió vivir en otro país, Venezuela. Ahora son mis hijos quienes lo hacen en Estados Unidos, España e Inglaterra.

—¿Por qué lo bautizaron Ambrosio?

—Por tradición familiar paterna, el primer hijo nacido del primogénito de la casa debía llamarse Ambrosio, pero mi madre, Ángela, logró imponer el primer nombre de su padre, José María Palacio, para suavizar el Ambrosio de mi padre y así surgió mi nombre: José Ambrosio. El día que nací, un 1 de enero, en Sevilla se desbordó el Guadalquivir y tanto el médico que asistió a mi madre como el cura que me bautizó llegaron en barca a la puerta de la casa de mis padres.

—¿Qué lección aprendió en sus matrimonios?

—En uno aprendí que la locura no tiene cura. En otro, que la belleza es un don muy inferior a la virtud. En el tercero, que por ser un tonto casquivano se puede perder al ser amado. En el cuarto, que es bueno darse cuenta a tiempo de que transitamos senderos separados. Mi quinto matrimonio fue con el ángel que siempre esperé.

—¿Considera que todavía tiene un reto por lograr?

—Sí: ser mejor de lo que soy en todos los aspectos. Y prepararme para, en el final de esta vida, atravesar el velo y saber encontrar el sendero que me conducirá a una nueva y feliz existencia. Soy devoto discípulo de la genial Teresa de Ávila y profundo admirador de sus versos:

“Vivo sin vivir en mí

y tan alta vida espero

que muero porque no muero”.

—¿Algún arrepentimiento anida en su alma?

—No haber amado a ciertas personas tanto como lo merecían.

—¿A qué le teme?

—A nada. La vida es bella.

—¿Le gustaría ser el abono de un cerezo en flor o lápida en un cementerio?

—El abono de un cerezo en flor o de un almendro en flor.

—En la actuación, ¿quién ha sido su pareja perfecta?

—En televisión Marina Baura y Doris Wells. Y la más perfecta: Patty Oliveros, pues la conocí y me enamoré de ella en la telenovela “Sol de tentación”. En cine: Susana Giménez. En teatro: Mimí Lazo y Amanda Gutiérrez, descubiertas por mí.

—¿Ha logrado la perfección interpretativa?

—Ese es un reto que siempre estará presente en el actor que soy y, aún más, en el que aspiro a ser. Pero estoy feliz y agradecido por los elogios y aplausos que el público y la crítica de España y Venezuela me han brindado durante mi carrera.

—A los noveles actores, ¿qué les aconseja?

—Que crean en sí mismos, no teman el desafío de enfrentarse a los más grandes obstáculos, y persigan siempre el sueño de ser un triunfador en el arte.

Teatro, siempre el teatro para el buen actor 

Ve al cine y la televisión como artes menores para un actor. “Si se equivoca, se olvida del texto o no está en la escena, grabada o filmada, a gusto del director, puede repetirla hasta lograr la excelencia. En el teatro actúas frente al público, en carne y hueso, y no se puede fingir ser un buen actor, si no lo eres”.

Amante de los clásicos y orgulloso de sus logros

Le encanta cocinar, en especial, la paella marinera.

Libro: Fausto, de Goethe.

Telenovela: Cristal (RCTV, 1985).

Película: Cantando bajo la lluvia con Gene Kelly y Stanley Donen.

Obra de teatro: Un enemigo del pueblo de Henrik Ibsen y La vida es sueño de Pedro Calderón de la Barca.

Fecha: 10-01-1985, el día que inauguré mi propio local teatral en Caracas.

En cifras

2014 año en el cual incursiona como conductor y guionista del programa Entreversos que se transmite los domingos a las 9:00 pm por Canal i. La Fundación Mar Azul creó el Premio Bienal de Poesía Iberoamericana Entreversos.

Unido a su familia, a pesar de las distancias

Considera que el mejor consejo que dio a sus hijos, Bárbara, Jean Piero, Georgina y Jorge Javier fue “amen y respeten siempre a sus madres, pase lo que pase, y nunca las abandonen en sus horas bajas”. Cataloga sus relaciones familiares como maravillosas y tristes, al mismo tiempo: “es duro carecer del habitual contacto físico con los seres amados. Las redes sociales atenúan la angustiosa lejanía pero no la reemplazan”.

Espacio publicitario

Espacio publicitario

Espacio publicitario

DESDE TWITTER

PORTADA DEL DIA

Espacio publicitario

TE PUEDE INTERESAR

Espacio publicitario

Espacio publicitario