Espacio publicitario

Volando en la historia

Las palomas han sido un símbolo de comunicación, lealtad y hasta han sido condecoradas

  • LIRBETH TORRES

30/05/2018 03:05 pm

Hoy en día contamos con un sistema de comunicación sofisticado que nos permite enviar mensajes de forma inmediata a cualquier lugar del mundo, por lo que resulta difícil imaginarse que en algún momento uno de los medios más rápidos para transmitir comunicación fue a través de palomas mensajeras. 

Existen registros de que ya había un correo a través de palomas mensajeras desde el año 2.800 a.C, que podemos apreciar gracias a la mitología y en diversos relatos a través de la literatura. También tuvo una importancia durante los periodos de guerras en la edad media, donde era un verdadero privilegio contar con estas amigas emplumadas. 

Aunque ya no se usa a estas aves como medio de comunicación, aún hay personas que se dedican a criarlas, entrenarlas y emplearlas como deporte, lo que se conoce como la colombofilia.

Según la Real Federación Colombófila Española, esta técnica se fundamenta en “la capacidad innata que tiene el ave para volver a su palomar cuando la dejan en libertad, a grandes distancias del mismo. En virtud de esta capacidad de orientación, con el entrenamiento adecuado y su amor al nido, recorre distancias en mayor o menor tiempo, llevando un mensaje o algún pequeño bulto. 

Para entrenarla, el colombófilo (experto en palomas mensajeras o bravías) primeramente va educando a los pichones para que empiecen a reconocer el palomar y sus alrededores, luego los van soltando cada día un poco más lejos hasta que está preparada para recorrer la distancia necesaria.

Cuando el colombófilo ya tenga la seguridad del que el pichón conoce el palomar, se sueltan a distancias de 40, 100, 150, 200, 240, 300 kilómetros. 

La paloma en estado natural no se aleja de su nido, pero entrenada, es capaz de volver a su palomar desde cualquier punto situado a un máximo de 700 kilómetros. La mensajería con paloma es unidireccional y siempre en un sentido hacia el palomar; de ahí que antiguamente se construyesen palomares en los cuarteles militares y otras instituciones necesitadas de información rápida.

La Federación colombófila Argentina en fecoar.com.ar explica que la vivienda de una paloma puede ser desde una jaula grande hasta una casa. Pueden instalarse en azoteas, terrazas, jardines e incluso en ventanas o balcones.

700 Kilómetros puede recorrer la paloma mensajera. Una modalidad deportiva consoste en liberarlas en un espacio abierto, o desde un palomar diferente al que están acostumbradas. Gana aquella que logra identificar y llegar más rápido a su respectivo nido. Esta actividad es muy arraigada en España y en Argentina. 

Transporte de objetos y mensajes A las palomas se les usaba también para enviar objetos pequeños que se necesitaban en otro lugar con urgencia, por ejemplo, tubos con muestras de sangre entre hospitales o laboratorios. Uno de los últimos usos oficiales de la mensajería con paloma fue el de la comunicación de desastres en la India. En Grecia, en la antigüedad se les llegó a utilizar para transmitir a las comunidades lejanas los ganadores de los juegos olímpicos y otras importantes noticias. 

En tiempos de guerra fueron muy útiles Cher Ami, una paloma francesa, fue protagonista de la Primera Guerra Mundial tras llevar 12 importantes mensajes militares. Fue condecorada con la “Croix de guerre” Algunos ejércitos modernos continúan entrenando palomas mensajeras, con el fin de tener un plan de contingencia en caso de fallas en comunicaciones. 

Requieren cuidados regulares Estas aves requieren de ciertas atenciones básicas para mantenerlas en buen estado de salud. Los más importantes pasos que deben cumplir quienes las tienen son el vacunarlas cada seis meses contra la enfermedad de Newcastle. También es necesario desparasitarlas internamente y externamente cada cierto tiempo. Algunos granos, semillas y hasta pan puede servirles de alimento, aunque hay especializados para mantenerlas sanas.  

Unas heroínas 

Por su eficaz labor, las palomas mensajeras han sido consideradas en la actualidad por los ejércitos de diversos países como ejemplares reservados para sus “misiones especiales”, por la seguridad y confianza que han demostrado.

Las palomas llamadas “Winkie”, “Paddy” y la americana “C.I. Joe” han sido algunas de las más famosas, tanto que obtuvieron la medalla de honor Dyke. E. 

La paloma “Mary” obtuvo ese galardón en 1945 por trasladar un mensaje desde la parte de Alemania tomada por los aliados a la ciudad británica de Exeter. La historia cuenta que “Mary” llegó a su destino con tres perdigones en el cuerpo y un ala arrancada debido a las garras de los halcones que los alemanes habían entrenado para eliminarlas. Se dio así la “guerra de los pájaros”.

“Winkie” voló para informar del lugar de un bombardeo. La paloma que más vidas salvó fue “William of Orante” durante la operación Market Garden, una misión aliada consistente en capturar, mediante paracaidistas, una serie de puentes sobre los principales ríos de los Países Bajos, eso ocurrió en 1944, siendo un golpe definitivo a los nazis.  

Espacio publicitario

Espacio publicitario

DESDE TWITTER

PORTADA DEL DIA

Espacio publicitario

TE PUEDE INTERESAR

Espacio publicitario

Espacio publicitario