Sucesos
miércoles 12 de diciembre, 2012
Abatido en Los Palos Grandes se había fugado de cárcel de Yare

Lideraba banda de secuestradores que opera en el este de la capital

Durante un allanamiento realizado por funcionarios del Cicpc en el barrio La Providencia de San José de Cotiza, el 26 de enero del año pasado, fue capturado José Ricardo Suárez González (23), alias "el Penco".

Es el mismo sujeto que la madrugada del lunes se enfrentó a comisiones policiales y cayó abatido, en un callejón de la 4a avenida de Los Palos Grandes, entre la 3a y la 4a transversal, después de haber cometido varios plagios esa misma noche, entre ellos el de la secretaria de la embajada de Turquía.

Cuando el Cicpc lo apresó, en el marco de aquel operativo de seguridad llamado "Madrugonazo al Hampa", estaba con Edgar Toledo, sobrino del alcalde de Vargas, Alexis Toledo. Ambos estaban señalados de haberse fugado de los calabozos de Polivargas en 2008.

En ese momento, las autoridades, y la información, se centraron en la detención de Toledo, quien formó parte de la policía municipal de Vargas, pues estaba acusado de haber cometido un homicidio en la entidad.

De "el Penco" se supo que lo enviaron al Centro Penitenciario de Yare, de donde se fugó meses después.

Al cabo de un año de ese operativo, específicamente el 28 de mayo de 2009, "el Penco" fue detenido otra vez, por alterar seriales y placas de vehículos, que utilizaba para cometer delitos.

El sujeto se movía por los sectores de Caracas, sobre todo por el este, cometiendo robos.

El 23 de julio de ese mismo año, lo capturaron por robo.

No se habló de la fuga y, según se conoció extraoficialmente, hubo gestiones ilícitas para que lo dejaran en libertad.

Según manifestaron fuentes policiales, "el Penco", quien residía en El Junquito, donde comenzó robando carros, formó una banda de secuestradores exprés y comenzó a operar en las urbanizaciones ubicadas al este de Caracas. La policía no supo más de él hasta el 7 de marzo de este año, cuando estuvo implicado en el asesinato del funcionario del Cicpc Edwin Soto, en San Román.

Ese día, los efectivos de la División Anti Extorsión y Secuestros realizaban un operativo en la zona, pues pretendían capturar a una banda de plagiarios, liderada por "el Penco", quien al final le dio muerte al detective del Cicpc.

Luego, el 28 de marzo le dictaron privativa de libertad por homicidio intencional.

No lo habían localizado para detenerlo.

Los efectivos aseguran que "el Penco" tenía un año al frente de la banda de secuestradores exprés. Lo buscaban activamente, pero el sujeto siempre lograba salir airoso.

Este domingo, viajaba con otros cuatro sujetos en una camioneta Ford Explorer blanca robada y que tenía placas que él mismo alteró, por varios sectores de El Hatillo y Baruta.

Esa noche cometieron seis plagios. Y luego del último, el de la diplomática turca, una comisión mixta de policías de Baruta, Chacao y Sucre logró cercarlo gracias al GPS activo del celular modelo IPhone de la dama, que le habían robado durante el plagio.

Esa madrugada cayó abatido. Sus cuatro compañeros huyeron, luego de enfrentarse a los policías con fusiles AK-47 y AR-15. Uno de ellos quedó herido en el rostro, pues un testigo así lo refirió, ya que a él lo despojaron de su camioneta Toyota Hilux en la avenida Solano, donde huyeron, después de abandonar la patrulla de Polisucre que se habían robado anteriormente para escapar del cerco policial en Los Palos Grandes.

Según una versión policial, ya identificaron a varios.

Dijeron que son un grupo grande que se divide para operar en carros robados.

Además, revisarán las cámaras de vigilancia de la zona, para obtener más detalles del hecho donde murió "el Penco".

dramirez@eluniversal.com