Espacio publicitario

Opinión: Sanciones y escenario de cronicidad

"Mientras la pugna por el poder no se defina, se prolongará el deterioro económico"

  • LEOPOLDO PUCHI

15/03/2019 05:30 am

Las tensiones se han acrecentado con la reciente falla masiva del sistema eléctrico, a raíz de lo ocurrido en el Guri. El evento, en cualquiera de sus interpretaciones, es parte del conflicto por el que atraviesa Venezuela. 

Cada acontecimiento transcurre sobre el telón de fondo de las dificultades económicas, el descenso de la producción, la hiperinflación y de la férrea lucha por el poder entre las fuerzas en pugna. 

En la actualidad, de esa contienda por el poder hace parte la estrategia destinada a cambiar el gobierno venezolano. 

En el flujograma de esa estrategia se inscriben tanto eventos programados como sucesos generados por las realidades de la situación o hechos fortuitos. 

Las sanciones
Mientras la pugna por el poder no se defina ni en una ni otra dirección, se prolongará el deterioro de la situación económica y se continuará afectando las condiciones de vida de la población, de una manera que puede convertirse en crónica, sobre todo porque la estrategia en curso tiene como eje un esquema de sanciones que disminuye fuertemente los recursos en divisas para la importación de insumos, alimentos y medicinas.

Penurias
La probabilidad de que la actual situación se prolongue en el tiempo y se vuelva crónica tiene mucho que ver con el equilibrio existente en la correlación de fuerzas, que no necesariamente va a ser modificado sustancialmente por las sanciones. 

La experiencia histórica muestra que este instrumento, manejado desde el exterior para provocar cambios políticos, en muy pocas ocasiones logra el objetivo planteado y lo que si produce con seguridad es sufrimiento en la población y un incremento de las penurias.

De acuerdo con un trabajo de investigación realizado por Robert Pape, recogido en su artículo Why economic sanctions still do not work, no hay evidencia empírica que muestre la efectividad de las sanciones para alcanzar un cambio de gobierno. Pope estima que del universo de 115 casos de sanciones estudiados del período de 1914 a 1990, sólo en 5 oportunidades dieron resultados. En los otros 111 casos solo provocaron empobrecimiento. Sobre esta base estadística pudiera pensarse que hay altas probabilidades de que esto sea lo que ocurra en Venezuela.

Acuerdo negociado
De manera que para evitar que la actual situación económica y social se vuelva crónica, porque las sanciones no provocarían un cambio de gobierno, lo razonable es que se enfrente la situación desde otra perspectiva y se busque un auténtico acuerdo negociado de convivencia que, una vez sellado, incluya la alternancia en el Ejecutivo y elecciones, algo distinto a una capitulación a causa del embargo petrolero. Un tercer factor, que bien pudiera ser la Unión Europea o los partidos de centro y socialdemócratas venezolanos, pudiera tomar la iniciativa. De no ser así, un escenario de cronicidad pudiera predominar. 


Espacio publicitario

Espacio publicitario

Espacio publicitario

DESDE TWITTER

EDICIÓN DEL DÍA

Espacio publicitario

TE PUEDE INTERESAR

Espacio publicitario

Espacio publicitario