Compartir

Venezuela y la parábola del sapo en la sartén

JAIME EDUARDO MERRICK |  EL UNIVERSAL
sábado 7 de septiembre de 2013  12:00 AM
Dice la parábola que un día el sapo estaba en una sartén a fuego bajo, realmente muy bajo, y era casi imposible darse cuenta que  debajo del teflón de esa sartén lo estaban cocinando. Poco a poco fue aumentando la temperatura: se cocinó. Quizá confió en que cuando la temperatura subiera, el se hubiese dado cuenta, y en ese momento habría hecho algo. Pero no pudo, y terminó cocinado. Se quedó pensando en el hipotético "que hubiese sucedido si...".

Probablemente ese sea el relato que ejemplifique con mayor precisión la situación del país actualmente. Nos acostumbramos a tantas arbitrariedades, abusos, desmanes, atropellos, burlas, insultos, histeria, fraudes, resentimientos, que hoy nos parece normal; lo asumimos como parte de nuestra cultura, e incluso hasta inferimos que estos son eventos que suceden con regularidad y sensatez en cualquier otra parte del mundo. Pensamos que algo peor puede suceder, y en esa "espera", hemos perdido la capacidad de asombro.

Asumimos como algo usual que se vaya la luz en 18 estados; que fallezcan veinte mil personas al año por causa de la delincuencia; que seamos uno de los países más corruptos del mundo; a no tener instituciones independientes; nos acostumbramos a los "Chávez", "maduros", "cabellos", "antoninis". Nos acostumbramos, y como el sapo en la sartén, pensábamos que cuando eso sucediera nos daríamos cuenta, y en ese momento reaccionaríamos como el bravo pueblo de libertadores y caciques aguerridos... y hoy también nos preguntamos el hipotético "que hubiese sucedido si...".

La parábola del sapo en la sartén nos ofrece un mensaje aleccionador en la Venezuela actual: es el grave error del ciudadano que se acostumbra a la ineptitud, la corrupción, la demagogia, el personalismo, la dádiva; del ciudadano que no protesta, que no se queja. Ese ciudadano que cuando quiso reaccionar, ya era muy tarde porque tenía un Estado profundamente enquistado en muchos de sus vicios y profundamente represivo.

Esa parábola también nos ofrece la posibilidad de analizarnos en perspectiva histórica, y hurgar en esos errores que nos han llevado a este atolladero;  entender que la despersonalización del poder político, apostar definitivamente por la descentralización, creer fervorosamente en la institucionalidad e independencia de los poderes públicos, son los próximos pasos que debemos tomar para que Venezuela no vuelva a esto que somos actualmente.

Afortunadamente, sí creo que esto está cambiando. Yo creo en mi generación y en esos  jóvenes que están formándose, asumiendo roles en comunidades, creyendo y manteniendo la fe.

Acostumbrados a lo abrupto y a lo repentino, probablemente no entendamos que los grandes cambios suceden con sigilo y paulatinamente.

La parábola del sapo en la sartén: una oportunidad para pensarnos como venezolanos.

Jaime.merrick@gmail.com

@jaimemerrick

jaimemerrick@blogspot.com


Más artículos de esta firma

Compartir
¡Participa!

Envíanos tus comentarios
Para escribir tus comentarios en las notas, necesitas ser usuario registrado
de EL UNIVERSAL. Si no lo eres, Regístrate aquí
correo (obligatorio)
clave (obligatorio)
Ingresar
El Universal respeta y defiende el derecho a la libre expresión, pero también vela por el respeto a la legalidad y a los participantes en este foro. Invitamos a nuestros usuarios a mantener un contenido y vocabulario adecuado y apegado a las leyes.
El Universal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios aquí publicados son responsabilidad de quién los escribe.
El Universal no permite la publicación de mensajes anónimos o bajo seudónimos.
El Universal se reserva el derecho de editar los textos y de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje no apropiado y/o que vaya en contra de las leyes venezolanas.
Comentarios (12)
páginas:
1 | 2 |
Por raoul martinez
08.09.2013
4:14 AM
Sin moral ¡NO HAY PATRIA! Sin seguridad ¡NO HAY PATRIA! Sin salud ¡NO HAY PATRIA! Sin justicia ¡NO HAY PATRIA! Sin EDUCACIÓN ¡NO HAY PATRIA! Con hambre y escasez ¡NO PUEDE HABER PATRIA! ¡ F U E R A M A D U R O !
 
Por sergio marquez
07.09.2013
4:42 PM
Yo soy chavez,tu eres chavez,nosotros somos chavez,este pueblo es chavez,con esta consigna subyace en el subconciente de un grupo de ciudadanos que pensando,hablando y actuando como el difunto,mantienen anarquizado el pais,envuelto en una crisis economica,social,moral,politica de consecuencias inimaginables para las futuras generaciones....una vez mas gracias Fidel...
 
Por Tomás E. DIMAS
07.09.2013
1:45 PM
...¡¡¡QUE LOQUERA MAS GRANDE MI HERMANO...!!!
 
Por Mario Ruiz
07.09.2013
12:21 PM
Y...¿Qué culpa tiene la estaca, si el sapo salta y se ensarta? - jeje!!
 
Por German Guzman
07.09.2013
10:43 AM
Insisto, con todo el respeto que se merece el autor del artículo, hay que abrir los ojos para entender el fenómeno que ocurre no sólo en Venezuela, sino en Ecuador, Bolivia, Nicaragua, Argentina; y que también se está iniciando en Brasil y Colombia. Desde Cuba se inició un mega plan estratégico mundial, apoyado por China y Rusia, para mantener vivo el pensamiento marxista, para ello eligieron el mejor caldo de cultivo mundial.. LATINOAMERICA, llena de desigualdades, pobreza y necesidades. Implementan un candidato presidencial populista, ganan elecciones, cambian leyes para reelegirse hasta el dos mil por siempre, persiguen, silencian, destruyen el aparato productivo y la infraestructura empresarial (sin pobres no hay necesidad de socialismo, así mantienen la buena salud del caldo), prometen soluciones a futuro como acabar la pobreza aunque tengan 14 años en el coroto, todos conocemos el resultado, la miseria y el hampa no terminará en estos gobiernos, porque se acaba el socialismo.
 
Por Alberto Angel
07.09.2013
9:43 AM
10:05a.m. Cierto, estamos como el sapo de la parabola. Como hacemos quenes estamos concientes de que nos estan "cocinando" como un sancocho en lena, si las papas, el platano, la cebolla el name y demas ingredientes del sancocho no se han dado cuenta de esto y esperan el manana?. Como hacer para no ser cocinados ante tantos indiferentes y acomodados que por puro sentido individualista nada hacen para cambiar la temperature del caldero?..La verdad es que mientras no se tome conciencia el sancocho seguira cocinandose y la carne de canon (el humilde, el pobre la clase media)le dara sabor y el disfrute de los duenos dl sancocho se lo comeran y brindaran con Champan, 18 anos y otros postres de los boolibuqgueses.Como dice ABM, que historia amigos!!!!.
 
Por Viki Stormie
07.09.2013
8:40 AM
Excelente! Es cierto, pero también no hay mal que por bien no venga, y tanto va el cántaro a la fuente hasta que se rompe
 
Por humberto j. villegas c.
07.09.2013
7:28 AM
EXELENTE ARTICULO, NO ES SINO EL REFLEJO DE LO QUE NOS PASA A LOS VENEZOLANOS, UN ARTICULISTA DE ESTE MISMO DIARIO ESCRIBIO:" LOS VENEZOLANOS , TIENE GRAN CAPACIAD DE AGUANTE O SON UNOS GRANDES COBARDES" ... CADA DIA APARECEN NUEVOS PROBLEMES, QUE EL GOBIERNO RECONOCE ALGUNAS VECES Y LOS EXPLICA EDULCORANDOLOS Y CON MEDIAS VERDADES, AHORA SE SUMA EL PROBLEMA DEL AGUA QUE YA SE HACE CRITICO A NIVEL NACIONAL, ESTO NO ES UNA PARABOAL .. ES QUE EL GOBIERNO NO LE PARA ... A LOS PROBLEMAS,SIMPLEMENTE ES EL HECHO QUE SE GOBIERNA MEDIANTE UNA FORMULA , CONSTITUIDA POR IGNORANCIA, INCAPACIDAD, CORRUPCION Y DESIDIA, QUE JUSTIFICAN MEDIANTE LA MENTIRA ... NO SON CAPACES NI DE PENSAR COMO EN ESTAS CALLES." COMO VAN VINIENDO VAMOS VIENDO" QUE COSAS NO...
 
Por johnny reday
07.09.2013
3:38 AM
Todo un plan bien preparado por el monstruo de Birán. Aquí dicen que gobiernos y ministros son ineptos. Todo el contrario: está haciendo muy muy bien el trabajo que les compete. chavez en el 1999 dijo: "Cuba. Por allá vamos!" y a giordani le salió: "Al pueblo hay que mantenerlo pobre, así lo domina!". Y eso es lo que andan haciendo, paulatinamente desde hace casi 15 años: arruinar el país y convertirlo en otra miserable Cuba. Una Plebe esclava que ni tiene la fuerza para rebelarse. Y así se va convirtiendo Vzla. Las misiones? Bien planeado: una beca a cambio del lavado de cerebro y la imposición de robustas gringolas. Ellos sabel lo que hacen. Y ahora aprietan la tuerca porqué el finado dejó un peligroso vacío: los zombies con beca no está acostumbrados al nuevo caudillo impuesto desde La Habana y no carga la verborrea embaucadora de su predecesor. Hay que apretar todo.
 
Por Mario Antonio Lopez Pinto
07.09.2013
1:08 AM
MUY INTERESANTE ESA PARABOLA DEL SAPO Y EL SARTEN; ES ASI COMO HEMOS PERDIDO EL TERRITORIO ASEQUIBO, ES ASI COMO HEMOS SOPORTADO CINCO GUERRAS INTESTINAS, GOLPES MILITARES Y REVOLUCIONES SANGRIENTAS, DERRAMAMIENTOS DE SANGRES Y TANTO CORRUPTOS ENGREIDOS "LA PARABOLA DEL SAPO EN LA SARTEN" GRACIAS MERRICK, LA RAZON TE ASISTE, GRACIAS.
 
páginas:
1 | 2 |
ESPACIO PUBLICITARIO
ESPACIO PUBLICITARIO
 
Cerrar
Abrir