Compartir

La arremetida que viene

Las infamias aplicadas hasta ahora parecerán una nimiedad ante lo que todavía pueden hacer

MIGUEL SANMARTÍN |  EL UNIVERSAL
sábado 27 de julio de 2013  12:00 AM
A qué viene toda esta amenazadera? Cada día más grotesca. Más tumultuaria. Más manipuladora. Más canalla. La arremetida es incesante. "Encadenada". El uso abusivo de los medios de comunicación para fusilar moralmente al adversario denota el pánico que los embarga. Razones tienen. Los problemas del país se incrementan y se hacen más graves. La paciencia del soberano se agota. Analicen... analicen las encuestas. La incompetencia, la corrupción y el sectarismo les está pasando factura.

Los gerifaltes rojos disparan sus infames bravatas en todas direcciones. Contra todo aquel que le plante cara a los abusos reiterados o desacate sus designios autocráticos. Sabido es que las normas "fundamentalistas" de convivencia en las neotiranías son la sumisión y la veneración al líder. Pero el que heredamos no es gallo ni en su propio corral. Allí tiene competencia artera y armada. Esa pugna entre caimanes es más intrincada que la planteada, hasta ahora, por la sociedad civil democrática en otras trincheras.

De los improperios y ultimátum rojos no se salva nadie, ni dentro ni fuera del país. La grotesca verborrea revolucionaria alcanza para todos. Cada uno recibe lo suyo. ¡Si lo sabrán Santos, Obama y Rajoy! Aunque la táctica de denigrar al oponente es recurrente -la intensifican en etapas críticas- hoy luce como una estrategia desesperada en la hora aciaga, confusa y de cuestionamientos a la legitimidad y capacidad conductiva de la camarilla regente.

Las infamias aplicadas hasta ahora parecerán una nimiedad ante lo que todavía pueden sacar del catálogo de roñerías cubanas. Y como decíamos, será la presión social (como las protestas vecinales en Petare esta semana) las que desaten los demonios. No habrá contemplación con nadie. Ni con los afectos. La implosión ocurrirá cuando la gente acepte que la copia es más falsa que el original. Nada de lo que prometió se ha cumplido: Ni mejoró el abastecimiento ni cede la inflación ni aumenta el empleo ni se repliega la delincuencia ni tampoco fluye la entrega de viviendas ni de divisas para importar lo que el país no produce.

El pésimo estado de los hospitales, la falta de cupo en las escuelas, el cerco económico contra las clínicas, la regulación del precio de venta de ve-hículos particulares y la ausencia de productos navideños (se acercan las fiestas) serán, entre otros, los detonantes de la indignación popular. Y cuando los ciudadanos reclamen sus derechos serán acusados de toda clase de "crímenes" contra el Estado (traidores a la patria, conspiradores, magnicidas, pitiyanquis, etc.). Serán reducidos violentamente y los líderes políticos serán sometidos a juicios amañados para meterlos presos. ¡A menos que la sociedad se plante!

msanmartin@eluniversal.com



Más artículos de esta firma

Compartir
¡Participa!

Envíanos tus comentarios
Para escribir tus comentarios en las notas, necesitas ser usuario registrado
de EL UNIVERSAL. Si no lo eres, Regístrate aquí
correo (obligatorio)
clave (obligatorio)
Ingresar
El Universal respeta y defiende el derecho a la libre expresión, pero también vela por el respeto a la legalidad y a los participantes en este foro. Invitamos a nuestros usuarios a mantener un contenido y vocabulario adecuado y apegado a las leyes.
El Universal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios aquí publicados son responsabilidad de quién los escribe.
El Universal no permite la publicación de mensajes anónimos o bajo seudónimos.
El Universal se reserva el derecho de editar los textos y de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje no apropiado y/o que vaya en contra de las leyes venezolanas.
Comentarios (7)
páginas:
1 |
Por JOSE TOMAS MILANO PARMA
27.07.2013
2:56 PM
Existen excelentes ejemplos de lo que es la lucha política en condiciones adversas.Por ejemplo Nelson Mandela y Romulo Betancourt por señalar dos bien conocidos.No siempre la ruta mas corta para lograr un objetivo es la linea recta y,por lo general,hay que dar rodeos para lograr rutas estables en el tiempo. Pienso se viven momentos en los cuales hay que tenerlo muy en cuenta,y decir como Antonio Machado expreso, "por encima de las tumbas adelante".
 
Por yajaira coronel
27.07.2013
12:18 PM
Estoy dispuesta a plantarme YA, solo espero cual Gilberto Santarrosa "Que alguien me diga". Estoy segura que seremos muchos y espero no equivocarme .................
 
Por henry hernandez
27.07.2013
11:12 AM
Y seguiran el cerco, nuestro pueblo no quiere reaccionar, no entiende que la via electoral no es la salida, tenemos que tomar la calle y enfrentarnos aun a cuesta de la vida a las hordas "tartaras" del chavizmo decadente, no podemos seguir siendo gobernados por un colombiano, no podemos dejar que Diosdado se siga enrriqueciendo con lo nuestro, no podemos permitir que los colectivos se sigan conviertiendo en la fuerza publica armada, no podemos seguir aceptando que la presidenta de la corte, la parcilisima Fiscal General, la inerte e invisible defensora del pueblo y las vendidas rectoras del CNE aplasten a la mayoria, en cualquier pais del mundo o en una tribu remota esto no se hubiese permitido, oposicion paralitica, llame a la calle y saldremos, prefirimos la patria verdadera que el papel toale gringo.
 
Por Ana White
27.07.2013
9:15 AM
La disidencia pacífica es una virtud cívica necesaria pero INSUFICIENTE y a veces INÚTIL. Vivimos una mezcla de CONFORMISMO Y DISENTIMIENTO IMPRODUCTIVO Y EXASPERANTE. El tiempo corre y la crisis se agrava, ante lo cual, no podemos seguir teniendo UN SILENCIO CÓMPLICE que nos esclavice ante una clase política espuria, enquistada en el poder para eliminar la capacidad de crítica de la sociedad democrática. Hay que dejar la inacción, seguir adelante siempre, "por encima de las tumbas", como decía Rómulo Betancourt, esa es la obligación de los demócratas. Pero la demanda del valor es tan grande para algunos, que estos últimos prefieren refugiarse en la cobardía para no asumirlo. La tolerancia es convertida en resignación y la espera, en una condena impotente.
 
Por JOSE TOMAS MILANO PARMA
27.07.2013
9:14 AM
Realista fotografía del quehacer nacional. En Brasil la Presidenta Roussef bajo a un 33,4% de aceptación luego delas manifestaciones de protesta. Acá,con situación infinitamente peor,con un nicolas ilegitimo y carente de todo menos de "carencias",el mismo no debería llegar ni al 30%.Eso lo saben, de allí la arremetida que bien señala el articulista.
 
Por JOSE LABASTIDAS HERNANDEZ
27.07.2013
8:09 AM
SI ESTAS TAN TRAUMATIZADO PORQUE SUPUESTAMENTE ESTAS VIVIENDO EN UN CAOS ANCIONAL Y UN PAIS HECHO PEDAZOS DONDE EL GOBIERNO QUE DESPRECIAS ESTA PERSIGUIENDO A TODO EL MUNDO, PORQUE NO HACES MAS BIEN UN VIAJE AL PASADO 4TOREPUBLICANO MIGUEL SANMARTIN..EL ASUNTO ES QUE NECESITAS UNA MAQUINA DEL TIEMPO COMPADRE....
 
Por Nestor Sandoval
27.07.2013
7:48 AM
El que no es gallo en su propio corral, el lumpemburgues, está ansioso, que el presidente se deje el bigote modelo mosca para seguir como capulinesco personaje.
 
páginas:
1 |
ESPACIO PUBLICITARIO
ESPACIO PUBLICITARIO
cerrar