Compartir

Jesús ante el peso de la realidad

Su opción de vida es patrimonio de todos y su estilo es paradigma de humanidad

imageRotate
RAFAEL LUCIANI |  EL UNIVERSAL
sábado 8 de junio de 2013  12:00 AM
A veces olvidamos cómo pudo Jesús soportar situaciones cargadas de violencia y desesperanza que parecían no tener futuro. Él sintió el peso de una realidad socio-económicamente fracturada y padeció las consecuencias de la violencia religiosa y política (Mc 14,1), sin embargo nunca dejó de creer que había que hacer de «esta tierra, como era el cielo» (Mt 6,10) para gozar de la calidad de vida que existía en el «Reino de Dios» (Lc 11,2). Resultará asombroso, pero esta esperanza simbólica provenía de una profunda relación con Dios y de un auténtico servicio a los pobres, a las víctimas y a tantas personas cansadas de luchar en esta vida.

Mientras representantes políticos y religiosos, familias, terratenientes y muchas personas de poder sólo ponían cargas pesadas de llevar, este individuo de Nazaret viene a invitar a asumirnos como hombres y mujeres de espíritu, es decir, como sujetos que apuesten por construir espacios para que otros puedan estar presentes en sus pensamientos, oraciones, acciones; viene a invitarnos para que el desgaste, el agobio y la extenuación que consumen nuestra voluntad y entendimiento, no sean obstáculos para descubrir que quien está delante de nosotros es un hermano, un auténtico tesoro, un bien del Padre eterno.

Sólo de esta forma, nos dice, surgirá ese impulso vital que levante nuestros recipientes de barro (2 Cor 4,7), la desesperanza, y permita avizorar un futuro donde comencemos a humanizarnos en el encuentro con el otro a partir del servicio fraterno, recíproco, para que cada persona pueda poner sus bienes más preciados en favor de la causa del otro. Entonces lo que era una carga ya no pesará, porque no la llevaremos solos sino en el servicio y apoyo recíprocos, de modo que pensemos, oremos y busquemos soluciones juntos, como hermanos, y dejemos de tratarnos como enemigos o desconocidos.

Hacer las cosas como Jesús las hizo no es algo exclusivo de los cristianos. Su opción de vida es patrimonio de todos y su estilo es paradigma de humanidad porque nos da a conocer el modo más humano de ser, algo que no se alcanza mediante el vacío absoluto del propio ser, por la superación de pensamientos negativos ni distanciándonos de supuestos pecadores. Tampoco se llega a ello a través de la ilusa creencia de trascender lo inmediato y no mirar lo que sucede en nuestro entorno. Una vida que sigue el ejemplo de Jesús pasa por asumir el presente histórico como una realidad escatológica, es decir, capaz de construir relaciones trascendentes que nos afirmen y autodeterminen como sujetos verdaderamente humanos; pasa por la recreación de nuestras palabras y relaciones incluyendo en ellas lo que vivo, pienso y padezco, de modo tal que entienda que mi libertad se juega en el rostro de ese cada-otro ante mí, con sus dolencias y carencias, con sus riquezas y potencialidades, con su salud o enfermedad, porque es, ante todo, mi hermano.

Doctor en Teología Dogmática

rluciani@ucab.edu.ve

@rafluciani



Más artículos de esta firma

Compartir
¡Participa!

Envíanos tus comentarios
Para escribir tus comentarios en las notas, necesitas ser usuario registrado
de EL UNIVERSAL. Si no lo eres, Regístrate aquí
correo (obligatorio)
clave (obligatorio)
Ingresar
El Universal respeta y defiende el derecho a la libre expresión, pero también vela por el respeto a la legalidad y a los participantes en este foro. Invitamos a nuestros usuarios a mantener un contenido y vocabulario adecuado y apegado a las leyes.
El Universal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios aquí publicados son responsabilidad de quién los escribe.
El Universal no permite la publicación de mensajes anónimos o bajo seudónimos.
El Universal se reserva el derecho de editar los textos y de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje no apropiado y/o que vaya en contra de las leyes venezolanas.
Comentarios (3)
páginas:
1 |
Por Viki Stormie
08.06.2013
3:00 PM
Es tan difícil aceptarce como pecador, y entender como Jesucristo, nos ama tal como somos! Hasta tal mundo de morir en la cruz por nuestras culpas, como también entender el amor tan grande del Padre a darnos a su único hijo para que muriera por nosotros. Por eso al sentirme tan amada no me queda otra cosa que restituirle ese amor! Amando a mi prójimo sobre todo al más desvalido y necesitado. Gracias Dios por tanto amor!
 
Por José R Pirela
08.06.2013
9:35 AM
"Mientras representantes políticos y religiosos, familias, terratenientes y muchas personas de PODER sólo ponían cargas pesadas de llevar," Fue a partir del evangelio de Jesús que se comprendió que la desgracia de la convivencia humana se debía al PODER que algunos humanos utilizaban para dominar y someter a otros. Sirvió para que las nuevas civilizaciones comprendieran que para poder convivir había que contrarrestar la acumulación de PODER. Y así nacieron las democracias, con mecanismos políticos y económicos que eviten la concentración de PODER. Sin embargo, los venezolanos no hemos aprendido nada del cristianismo y de las experiencias de otras civilizaciones, y seguimos empeñados en concentrar el PODER POLÍTICO Y EL ECONÓMICO en el gobierno, con la esperanza que los funcionarios públicos sean ungidos por Cristo y esparzan amor por todo el territorio nacional.
 
Por JOSE LABASTIDAS HERNANDEZ
08.06.2013
8:11 AM
TOTALMENTE DE ACUERDO CON TU ARTICULO RAFAEL LUCIANI, SIN EMBARGO ES NECESARIO QUE LES HAGAS ENTENDER A TUS ELECTORES QUE LA OBRA DE JESUS NUESTRO SEÑOR JESUSCRISTO EN LA TIERRA SOLO TENIA FINES ESPECIFICOS PARA LA REDNENCION DEL ALMA DE TODOS LOS SERES HUMANOS Y POR LO TANTO FUE UNA MISION TOTALMENTE ESPIRITUAL PORQUE NUESTRO PADRE CELESTIAL AL HACERSE HOMBRE O SER HUMANO A TRAVEZ DE SU UNICO HIJO, QUERIA ESTAR EN CONTACTO DIRECTO CON EL PECADOR EN AQUEL TIEMPO FISICAMENTE Y AHORA ESPIRITUALMENTE PARA QUE A TRAVEZ DE ESE SACRIFICIO Y DOLOR MAS EL DERRAMAMIENTO DE SU SANGRE ANTES ,DURANTE Y DESPUES DE SU MUERTE EN EL CALVARIO FUERA PARA QUE EL HOMBRE PUDIERA CONSEGUIR LA SALVACION DE ALMA QUE ES EL OBJETIVO SUPREMO DE LA TODA LA OBRA DE JESUS EN LA TIERRA HACE MAS DE 2 MIL AÑOS.POR SUPUESTO QUE EL QUE SE DICE CRISTIANO Y SEGUIDOR DE EL TIENE QUE SEGUIR ESTRICTAMENTE SU EJEMPLO DE VIDA DESPUES DE CONVERTIRSE..JAMAS SE PODRA SER UN CRISTIANO VERDADERO SINO ES SALVADO
 
páginas:
1 |
ESPACIO PUBLICITARIO
ESPACIO PUBLICITARIO
cerrar