Compartir

La dura caída

Venezuela ha de respetar los valores que le dieron grandeza: libertad, tolerancia y civismo

MICHAEL ROWAN |  EL UNIVERSAL
martes 21 de mayo de 2013  12:00 AM
Dicen que mientras más alto se está, más fuerte es la caída. Eso pasó con Venezuela. En la década de los sesenta, Venezuela era grande en verdad: más rica que Singapur, Corea del Sur, España y cualquier país del continente americano, salvo Estados Unidos y Canadá. Ninguna nación latinoamericana había progresado como la maravillosa Venezuela, la primera democracia en la región. Se anunciaba como el primer país latinoamericano a punto de pasar a formar parte del mundo rico.

Luego, sin embargo, todo se derrumbó. En la década de los setenta, simultáneamente con la nacionalización de la industria petrolera, el país comenzó a trastabillar. La inflación y la corrupción mancaron la prosperidad. La inequidad, la peor enfermedad del continente, se agravó. La productividad se desplomó desde 1976 hasta el presente, salvo, irónicamente, en los dos años de la reforma que terminaron con el intento de golpe de 1992 contra un presidente electo por la vía democrática.

En una señal de lo fuerte que ha sido la caída, el presidente impopular que escapó al magnicidio fue enjuiciado y destituido poco después, a la vez que el magnicida en potencia se convertía en un héroe popular y en 1998 fue electo presidente. Fueron días desesperados, pero lo peor, mucho peor, estaba por venir.

En los 14 años que siguieron, un billón de dólares pasó por las manos del nuevo gobierno utópico, con bellas ensoñaciones que nunca se hicieron realidad. A Venezuela le prometieron que pondrían punto final a la inequidad, la pobreza, la violencia y la corrupción. No obstante, el billón de dólares, más dinero del que dispusieron todos los presidentes juntos desde 1958, no bastó para dar el viraje. De hecho, todo se puso peor, increíblemente peor. En casi todas las clasificaciones, desde la pobreza, pasando por la corrupción y la dictadura, hasta la seguridad, Venezuela está metida ahora en el saco de los casos perdidos y los Estados fallidos. Las cifras falsas, por muchas que sean, no pueden cambiar los datos de vida y muerte en Venezuela.

Para recuperarse, Venezuela ha de respetar los valores que le dieron grandeza en primera instancia: libertad, tolerancia y civismo. Hasta con los dictadores era mejor de lo que es hoy en día. Venezuela, es hora de reemprender la senda.

michaelrowan22@gmail.com

Traducción: Conchita Delgado



Más artículos de esta firma

Compartir
¡Participa!

Envíanos tus comentarios
Para escribir tus comentarios en las notas, necesitas ser usuario registrado
de EL UNIVERSAL. Si no lo eres, Regístrate aquí
correo (obligatorio)
clave (obligatorio)
Ingresar
El Universal respeta y defiende el derecho a la libre expresión, pero también vela por el respeto a la legalidad y a los participantes en este foro. Invitamos a nuestros usuarios a mantener un contenido y vocabulario adecuado y apegado a las leyes.
El Universal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios aquí publicados son responsabilidad de quién los escribe.
El Universal no permite la publicación de mensajes anónimos o bajo seudónimos.
El Universal se reserva el derecho de editar los textos y de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje no apropiado y/o que vaya en contra de las leyes venezolanas.
Comentarios (4)
páginas:
1 |
Por virginia berbin
21.05.2013
10:46 PM
Ninguna de esas décadas por fructífera que haya sido, siempre estuvo presente la corrupción, es una cultura arraigada en el seno de la mayoría de los políticos hoy desbocada en todos los ámbitos con más fuerza que nuestros antepasados, hemos llegado a la cúspide de los intereses propios sin pensar en los derechos humanos y el nivel de vida del pueblo. Cuando acabará esto? Casi imposible observar una solución pacífica. Las confesiones de Mario Silva, son o serían suficientes para desmoronar esta dictadura sin embargo las instituciones se hacen la vista gorda y no procederán a investigar porque ellos son cómplices de chávez y ahora del poder
 
Por maximiliano nessoor
21.05.2013
10:41 AM
Pero lo peor que ha ocurrido es que el Petroleo Extra pesado de la FAJA de 10API y con contaminantes no seran suficientes para levantar un pais con una poblacion de 30 millones de habitantes y el cual solo tiene capacidad de producion de alimentos para 10 millones.Unado que los Inversionistas extranjeros prefiern invertir en Colombia por su acceso al Pacifico,al Caribe y su tratado con USA.Al Venezuela,PDVSA,no tener petroleo liviano sin contaminantes para mejorar lo extraido de la FAJA,Venezuela no podra contar con las divisas necesarias para salir adelante,como lo hemos visto desde julio 2012 desde que PDVSA solo entrega al BCV $2 millardos mensuales en lugar de los $4 millardos en presupuesto que explica la escases de alimentos,medicinas,insumos industriales y papel higienico.Esa es nuestra triste realidad diria la Abuelita.Es el haber nacionalizado la industria PETROLERA para que militares y civiles comunistoides se apoderaran de ella en detrimento del resto del pais.Que vendra?.
 
Por rolando moncada
21.05.2013
10:02 AM
a buen entendedor, ni q lo fajen chiquito,
 
Por JOSE LABASTIDAS HERNANDEZ
21.05.2013
9:19 AM
TENEMOS UN GRAN PAIS CON INMENSAS RIQUEZAS QUE SE HAN REDISTRIBUIDO EN EL PUEBLO DURANTE ESTOS 14 AÑOS DE REVOLUCION BOLIVARIANA..HAY MUCHISIMAS OBRAS Y PROYECTOS EJECUTADOS QUE PRUEBAN QUE LOS RECURSOS DEL ESTADO SE HAN INVERTIDO EN EL PIAS...QUE LO QUIERAN INVISIBILIZAR ALGUNOS MEDIOS DE COMUNACION...ES OTRA COSA....
 
páginas:
1 |
ESPACIO PUBLICITARIO
ESPACIO PUBLICITARIO
cerrar