Compartir

Nunca entregues

No han entendido que estamos en el umbral de otra época y existe una nueva realidad

ROBERTO GIUSTI |  EL UNIVERSAL
martes 30 de abril de 2013  12:00 AM
Este nuevo gobierno, esencialmente viejo y decrépito, ha nacido no sólo con la mala sombra del fraude proyectándose sobre quienes lo dirigen sino, sobre todo, aferrado al precepto fundacional de todo régimen de naturaleza totalitaria: cualquier evento, por indeseable que pueda ser, es preferible a entregar el poder.

Tal paradigma, mandato cuasi metafísico que antepone, sobre cualquier argumento fundamentado en el sentido común o la democracia, la angustiosa necesidad de preservar el sacrosanto principio de la revolución, en Venezuela adquiere ribetes de farsa porque, en realidad, lo que se quiere preservar son las comisiones y las partidas presupuestarias liberadas de todo tipo de control.

Bajo esa justificación puedes perder las elecciones luego de dilapidar, en un mes, el inmenso capital electoral laboriosamente acumulado en casi tres lustros. Puedes verte desconectado de las masas, empeorar (toda una hazaña) la ya terrible gestión enca bezada por el fundador del proceso, negar un recuento de votos como Dios manda y correr con las consecuencias políticas que eso implica. Puedes actuar de la manera más arbitraria, cual despótico sargentón tropero y malencarado e incluso despojarte de la máscara democrática sin la menor vergüenza. En fin, puedes hacer cualquier cosa, cometer cualquier locura, consumar cualquier desaguisado, pero nunca, nunca, entregues.

Y eso es lo que está pasando. Perdieron las elecciones, lo saben mejor que nadie y niegan la auditoría. Extraviados en su orfandad, porque también perdieron la razón de tanto poder acumulado y la forma de administrarlo (Hugo Chávez), se refugian en el despotismo. Privados del fervor popular que despertaba el caudillo y le permitía la comisión de todo tipo de desafueros sin ver perjudicada su popularidad, acuden al expediente de otra ficción (la radicalización del proceso), es decir, la violación del Estado de Derecho y no se dan cuenta de que cada acto de violencia, cada mentira y cada falsa imputación se traduce en el adelgazamiento de su maltrecha contabilidad electoral.

No han entendido, todavía, que estamos en el umbral de otra época, que ya nada es igual, que existe una nueva realidad política y que la única forma de rescatar gobernabilidad parte del acuerdo mínimo entre las partes en potencial conflicto. Frente a esa incomprensión se encuentra una oposición comprometida, con su líder a la cabeza, a hacer valer el mandato de más de siete millones de venezolanos, cuya voluntad no puede seguirse ignorando como si se tratara de una minoría intrascendente, neutra y pasiva. Y hacerlo, además, en paz y democracia.

@rgiustia



Más artículos de esta firma

Compartir
¡Participa!

Envíanos tus comentarios
Para escribir tus comentarios en las notas, necesitas ser usuario registrado
de EL UNIVERSAL. Si no lo eres, Regístrate aquí
correo (obligatorio)
clave (obligatorio)
Ingresar
El Universal respeta y defiende el derecho a la libre expresión, pero también vela por el respeto a la legalidad y a los participantes en este foro. Invitamos a nuestros usuarios a mantener un contenido y vocabulario adecuado y apegado a las leyes.
El Universal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios aquí publicados son responsabilidad de quién los escribe.
El Universal no permite la publicación de mensajes anónimos o bajo seudónimos.
El Universal se reserva el derecho de editar los textos y de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje no apropiado y/o que vaya en contra de las leyes venezolanas.
Comentarios (3)
páginas:
1 |
Por Luis Fernando Gutierrez Clavijo
30.04.2013
6:38 PM
GUILLERMO JOSE: No voy a gastar polvora en zamuros, Hoy no escribo nada. LO UNICO QUE TE PIDO ES QUE TOMES PARTIDO, DEFINETE! ERES UNA GUABINA!
 
Por Javier Monzon
30.04.2013
12:35 PM
Muy difícil la situación en Venezuela. El gobierno no tiene la mayoría, pero tiene comprada a las fuerzas armadas, o al menos a los generales corruptos. Pero si el ejercito despierta y quita a esos fascistas, entonces las "democracias" americanas, los bloquean, y los estigmatizan como en el caso de Honduras y mas recientemente en el Paraguay. Solo hay un camino y es mantener la presión popular sobre los usurpadores, y sumar a los parlamentos latinoamericanos a su causa (la izquierda canalla de esos países gritara y pateara). Realmente, y Cuba tiene experiencia de eso, solo los "imperialistas" norteamericanos "que son tan malos", se enfrentan a esos gobiernos socialfascistas. No se enfrentan los Evo, Correa y Castro porque son iguales a ellos; la Dilma, Cristina y Ollanta porque en el fondo tambien son iguales y quisieran hacer lo mismo; Santos por conveniencia; el pobre Pepe, porque es un hombre honrado que sigue viviendo en los tiempos de los tupamaros y asi sucesivamente.....
 
Por Guillermo Jose Moreno Olivares
30.04.2013
6:47 AM
"...Y hacerlo, además, en paz y democracia." No fueron PAZ Y DEMOCRACIA, exactamente lo que se le propuso al pueblo el 11 de abril del 2002.Muchísimo peor fue la respuesta que le siguió.Mas "Paz y Democracia" con EL PARO PATRONAL Y LA HUELGA PETROLERA.Poco depues el mismo tono en el "DIALOGO" con las GUARIMBAS, la guerra mediática, los saboteos eléctricos y económicos.El ultimo "DIALOGO" del 15 de abril del 2013 fue" SOBERBIO ".A quien pretende engañar el Sr giusti.¿Quizás a ese pueblo de clase media que aun sigue CIEGO por la PROMESA de mantenerles los poquitos privilegios que de seguro ya habrían perdido,como lo han perdido los Europeos.? Porque, si le esta hablando a los 7 millones 500 mil chavistas de LINEA DURA ,va a tener que hacer un esfuerzo verdaderamente GIGANTESCO o en su defecto hablar ...NUESTRO IDIOMA.ESE EN EL QUE LA VERDAD Y LA HONESTIDAD SON...EL PREDICADO .
 
páginas:
1 |
ESPACIO PUBLICITARIO
ESPACIO PUBLICITARIO
cerrar