Compartir

El riesgo del diálogo

MARCOS CARRILLO |  EL UNIVERSAL
viernes 26 de abril de 2013  12:00 AM
Para bien del país, ante la crisis política que se vive, la mayoría de los creadores de opinión y de políticos de todas las tendencias plantean que se lleve a cabo un proceso de diálogo entre el Gobierno y las fuerzas democráticas. Nadie puede dudar de que sólo así se resuelven los problemas en una sociedad libre y tolerante. No obstante, no se puede ser ingenuo. La sola retórica a favor de una salida negociada no es suficiente para su éxito.

José Vicente Rangel fue el primero del lado del Gobierno en plantear esta fórmula, no como una posibilidad sino como necesidad, algo que debe llamar la atención. Maduro, a pesar de que ha dicho que no desea negociar, ha nombrado a Diosdado Cabello –sí, el que les negó el derecho de palabra a los diputados de oposición– como su interlocutor para una eventual mesa de negociación.

Las fuerzas democráticas deben evaluar bien alguna propuesta de diálogo antes de aceptarla. Los hechos avalan el desdén del Gobierno por el consenso y el reconocimiento del otro. Entonces, ¿por qué ofrecen diálogo ahora? Una respuesta la podemos conseguir en los resultados que se dieron en la mesa de negociación y acuerdo que se instaló en Venezuela luego de abril de 2002. El Gobierno, ante la más difícil situación que pasó durante la vida de Chávez, se sentó a negociar con la oposición, con aval y ayuda internacional. Luego de un  largo proceso, el resultado fue evidente: el chavismo se fortaleció como nunca antes. Durante ese lapso el Gobierno ganó un tiempo precioso y reconquistó la legitimidad perdida nacional e internacionalmente. Construyeron una nueva historia de lo sucedido el 11 de abril que impusieron hasta nuestros días y, finalmente, comenzaron el proceso de radicalizar la revolución, concretando persecuciones y presos políticos, además de emprender una política de exclusión a la que no se habían atrevido anteriormente con tanta saña. En definitiva, el chavismo en aquella oportunidad aprovechó el diálogo como mecanismo de radicalización y fortalecimiento del totalitarismo.

La oposición debe tener claro que la negociación es una herramienta que debe saber cuándo y cómo utilizar. Debe sentarse con  claros objetivos, estrategias y definidas expectativas sustantivas y temporales. Igualmente, y más importante aún, la oposición debe preguntarse cuáles son las razones que subyacen tras una propuesta de diálogo del Gobierno. Si no hay respuestas realistas y claras a estas cuestiones, negociar significará coadyuvar a la supervivencia de un régimen abiertamente discriminatorio y antidemocrático, en lugar de dirigirnos a la paz, el respeto y la libertad anhelados.

mrcarrillop@gmail.com

@carrillomarcos


Más artículos de esta firma

Compartir
¡Participa!

Envíanos tus comentarios
Para escribir tus comentarios en las notas, necesitas ser usuario registrado
de EL UNIVERSAL. Si no lo eres, Regístrate aquí
correo (obligatorio)
clave (obligatorio)
Ingresar
El Universal respeta y defiende el derecho a la libre expresión, pero también vela por el respeto a la legalidad y a los participantes en este foro. Invitamos a nuestros usuarios a mantener un contenido y vocabulario adecuado y apegado a las leyes.
El Universal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios aquí publicados son responsabilidad de quién los escribe.
El Universal no permite la publicación de mensajes anónimos o bajo seudónimos.
El Universal se reserva el derecho de editar los textos y de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje no apropiado y/o que vaya en contra de las leyes venezolanas.
Comentarios (5)
páginas:
1 |
Por Carlos GONZALEZ
26.04.2013
12:40 PM
Yo no "dialogo" con el asesino de mis hijos ni mucho menos me "reconcilio" con él. Es un exabrupto inaudito y vergonzante, un gigantesco escupitajo a la dignidad, que le pidan a uno -víctima agredida- reconciliarse con el psicópata que un buen día, sin más ni más, nos declaró y nos hizo la guerra. Como ya lo ha dicho muchas veces Diego Arria, es inconcebible cohabitar con los mayores traidores de la patria que ha tenido este pobre país. A lo sumo: capitulación del chavismo (...). SIN JUSTICIA NO HABRÁ PAZ.
 
Por José R Pirela
26.04.2013
9:57 AM
Si no hay revisión del proceso de los escrutinios electorales no puede haber dialogo hacia la reconciliación.
 
Por JOSE LABASTIDAS HERNANDEZ
26.04.2013
7:40 AM
EL DIALOGO SI PRACTICA COMO DEBE SER Y LOS INTERLOCUTORES SE MUESTRAN DISPUESTOS AL RESPETO MUTUO Y A CUMPLIR CON LOS ACUERDOS PAUTADOS NO TIENE PORQUE SER RIEZGOSO..LAMENTABLEMENTE LA IRRACIONAL OPOSICION NO ACEPTA QUE YA PASO SU TIEMPO Y QUE EL PIAS CAMBIO PARA SIMPRE Y POR ESO NO ACATAN EL LLMADO AL DIALOGO..LO HCIERON DESPUES DEL GOLPE DE ESTADO EN ABRIL DEL 2002 DONDE LLEVARON A LA MESA DE DIALOGO UNOS HIPOCRITAS Y FARSANTES PARA NADA PORQUE DESPUES PLANIFICARON EN NEFASTO PARO PETROLERO DE DICIEMBRE DE ESE MISMO AÑO Y CON ESO DEMOSTRARON QUE EN REALIDAD JAMAS QUISIERON DIALOGO SINO REALMENTE TUMBAR AL GOBIERNO COMO SEA Y ESO ES LO QUE PARECER SER LA LINEA DE ACCION QUE ESTA TOMANDO EL HEREDDERO DE CARMONA Y SUS SECUACES .....
 
Por JOSE NUNES
26.04.2013
5:23 AM
NEGOCIAR CON ROBA VOTOS?NEGOCIAR CON PRANES ELECTORALES?NEGOCIAR CON MALANDROS?DIALOGAR CON SORDOS?DESPIERTA VENEZUELA.!!!!
 
Por Carolina Perez
26.04.2013
4:29 AM
ESTAMOS CLAROS! COMO NO? ASUMAMOS EL RIESGO...Y EL PUNTO DE PARTIDA ES EL RECONTEO DE VOTOS,CON VERIFICACION DE HUELLAS Y CUADERNOS DE VOTACION PARA LA AUDITORIA CON TESTIGOS INTERNACIONALES...Y NO ESTOY HABLANDO DE LOS QUE ESTAN PEGADOS A LA TETA VENEZOLANA.QUE SE APLIQUEN LOS ESTANDARES DEMOCRATICOS INTERNACIONALES PARA TAL VERIFICACION.AQUI DEBE QUEDAR CLARO QUE VENEZUELA TIENE UNA CONSTITUCION DEMOCRATA,PARTICIPATIVA Y GARANTE DE LOS DERECHOS HUMANOS!SI NO SE AJUSTAN A LA NORMA QUE GARANTIZA LA SANA CONVIVENCIA DEL RESPETO MUTUO...QUEDARAN EN EVIDENCIA.EL PROYECTO DE CHAVEZ LO ESTAN MATANDO LA CUPULA OFICIALISTA.NI SIQUIERA QUIEREN DEJARLO SOBREVIVIR COMO PARTIDO ALTERNATIVO.PIENSELO CHAVISTAS.EL QUE NO ESCUCHA CONSEJO...NO LLEGA A VIEJO.
 
páginas:
1 |
ESPACIO PUBLICITARIO
ESPACIO PUBLICITARIO
cerrar