Compartir

Un GPS para llegar a Belén

¿Qué debemos hacer para que Dios nazca en nuestro corazón esta Navidad?

JOSÉ MANUEL OTAOLAURRUCHI, L.C. |  EL UNIVERSAL
martes 18 de diciembre de 2012  12:00 AM
Qué debemos hacer para que Dios nazca en nuestro corazón esta Navidad? Esta es la pregunta que el pueblo le hace a Juan el Bautista cuando anunciaba el arrepentimiento de los pecados. Al inicio Juan utilizaba imágenes como: "Enderezad los caminos del Señor, allanad los montes, rebajar las colinas. El tiempo está cerca. Él tiene el bieldo en la mano para separar el trigo de la paja; guardará el trigo y quemará la paja"; pero el pueblo le vuelve a preguntar: Entonces, ¿qué debemos hacer? En escena surgen algunos personajes:

Aparece un funcionario público y a éste le responde: "No cobres más de lo establecido". Es decir, que le habla de la honestidad y por extensión del servicio. Existen miles de puestos de trabajo que ofrecen servicios al público y tristemente muchos reciben un mal trato por los servicios pagados. Además de que te cobran, te maltratan. A ver si esta Navidad todo el que ofrece un servicio al público lo hace con cortesía, con buena cara y profesionalidad.

Le sigue un soldado que hoy en día también podría tomar el título de policía, juez, abogado, aduanero o alguno de los miles de administradores que existen. A éstos les dio dos consejos: no extorsionen a nadie y conténtense con su salario. Es decir, que les habla de la verdad y del ganar limpiamente su dinero sin recurrir al soborno, cohecho, "mordidas", "gratificaciones", "aceitadas" y cualquier otro sinónimo que se quiera utilizar.

¿Qué les diría?

Y a los médicos, ¿qué les diría? Que no hagan cesáreas, ni extraigan muelas, ni operen a la gente que no lo necesita. ¿Y a los restauranteros? Que no vendan alimentos pasados ni ofrezcan comida reciclada. Pensaría también en los ingenieros que construyen casas, obras públicas y edificios, que no inflen los presupuestos. ¿Y a los políticos? Que trabajen honradamente por el bien de la comunidad que son quienes los han elegido y los mantienen con el pago de sus impuestos. A los prestamistas y usureros, que no roben al pobre, ni despojen al necesitado ni se aprovechen del que está en aprietos.

Al gremio de los mecánicos, electricistas, albañiles, carpinteros, plomeros y técnicos varios, que sólo ellos y Dios saben cómo arreglan las cosas, también ellos necesitan de conversión a base un trabajo bien hecho, entregando con puntualidad y rechazando la tentación de caer en las chapuzas.

Finalmente, el Papa Benedicto XVI nos invita a los sacerdotes a vivir este adviento con espíritu de reparación y penitencia, acercándonos a los sacramentos de la reconciliación como fuente de donde brota la gracia. Como vemos, a cada uno le toca lo suyo.

twitter.com/jmotaolaurruchi



Más artículos de esta firma

Compartir
¡Participa!

Envíanos tus comentarios
Para escribir tus comentarios en las notas, necesitas ser usuario registrado
de EL UNIVERSAL. Si no lo eres, Regístrate aquí
correo (obligatorio)
clave (obligatorio)
Ingresar
El Universal respeta y defiende el derecho a la libre expresión, pero también vela por el respeto a la legalidad y a los participantes en este foro. Invitamos a nuestros usuarios a mantener un contenido y vocabulario adecuado y apegado a las leyes.
El Universal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios aquí publicados son responsabilidad de quién los escribe.
El Universal no permite la publicación de mensajes anónimos o bajo seudónimos.
El Universal se reserva el derecho de editar los textos y de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje no apropiado y/o que vaya en contra de las leyes venezolanas.
ESPACIO PUBLICITARIO
ESPACIO PUBLICITARIO
fotter clasificados.eluniversal.com Estampas
Alianzas
fotter clasificados.eluniversal.com Estampas
cerrar