Compartir

La Tasa Voldemort

LUIS OLIVEROS B. |  EL UNIVERSAL
lunes 26 de noviembre de 2012  12:00 AM
Existe un país en el mundo que es sumamente peculiar. Por ejemplo en ese país es un delito hablar públicamente de la tasa de cambio en el mercado no oficial (tienen una década con un control de cambio que se convirtió en una poderosa arma política y de generación de corrupción). Digno de Ripley s, esa tasa archiconocida por todos sus habitantes, fue la causa por la cual hace un par de años encarcelaron a dueños de casas de bolsa y desmantelaran el mercado de capitales.

En ese país las autoridades se desviven por mantener el tipo de cambio oficial artificialmente bajo, ya que esto les permite realizar la correspondiente publicidad en relación "a que tienen el salario mínimo más elevado de la región", "a que se ha triplicado el PIB" o simplemente que la "relación Deuda total/PIB no llega al 30%", todas por cierto falsas a la tasa de cambio oficial, así que imaginen cómo se deteriorarían como instrumentos propagandísticos de calcularse al tipo de cambio de equilibrio de la economía o a esa tasa de cambio "ilegal". Es tanto el fetiche por defender esa falsa cotización, que la principal empresa pública del país acepta endeudarse a niveles carísimos para proveer de divisas baratas al mercado.

Sin embargo, y a pesar de todas las peripecias gubernamentales, el sistema ha empezado a presentar graves problemas de oferta, lo que está trayendo no solamente muchos inconvenientes a una parte importante del abastecimiento regular de ese extraño país, sino que ha empujado ese precio "nocivo" a niveles alarmantes. ¿Cuál será el final de la película que padece ese país?, seguramente un cambio en el esquema cambiario con algún ajuste en los precios oficiales, porque de continuar como van, la escasez llegará a niveles de caos.

Voldemort es el enemigo principal de Harry Potter, a quien le tienen tanto miedo la "comunidad mágica", que prefiere referirse a él como "el que no debe ser nombrado" o el "innombrable". Fue derrotado cuando se enfrentaron a él, no porque no lo nombraran. Pensar que no nombrar algo acabará con su existencia, es algo insólito pero al mismo tiempo denota desprecio por la inteligencia del pueblo de ese país.

Increíblemente el problema anteriormente descrito es solo uno de varios (inseguridad-impunidad, carencia de empleos de calidad, debilidad institucional, etc.), que padece ese pobre país. Sin embargo sus actuales autoridades siguen siendo electas... peculiaridades de una pobreza feliz.

@luisoliveros13


Más artículos de esta firma

Compartir
¡Participa!

Envíanos tus comentarios
Para escribir tus comentarios en las notas, necesitas ser usuario registrado
de EL UNIVERSAL. Si no lo eres, Regístrate aquí
correo (obligatorio)
clave (obligatorio)
Ingresar
El Universal respeta y defiende el derecho a la libre expresión, pero también vela por el respeto a la legalidad y a los participantes en este foro. Invitamos a nuestros usuarios a mantener un contenido y vocabulario adecuado y apegado a las leyes.
El Universal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios aquí publicados son responsabilidad de quién los escribe.
El Universal no permite la publicación de mensajes anónimos o bajo seudónimos.
El Universal se reserva el derecho de editar los textos y de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje no apropiado y/o que vaya en contra de las leyes venezolanas.
Comentarios (5)
páginas:
1 |
Por Eudes Vera
27.11.2012
3:57 AM
Excelente el artículo. Lo único que le critico es que el autor no se atreve a mencionar que la solución para empezar a recuperar nuestra alicaída moneda empieza por hacer una revalorización o apreciación de la misma, manteniendo temporalmente el control de cambio para evitar la fuga especulativa de divisas. Pero no podemos pedirle peras al olmo porque la mayoría de nuestros economistas, por no decir todos, tienen un cassette grabado en la cabeza que les dice con insistencia que hay que devaluar per secula seculorum. Y ya llevamos 29 años en ese plan, desde el Viernes Negro. Todos los gobiernos devaluando para que se haga cada vez más rica la CAD, Clase Acaparadora de Divisas, integrada por no más de 10000 personas, que son los que realmente gobiernan este ex-país.
 
Por Jose Andres Ponce Sardi
26.11.2012
3:54 PM
Gracias Alejandro Uribe por el dato. Difícil que un libro como ese logre receptividad en un colectivo como el venezolano actual... Se requiere de mucha conciencia colectiva y densidad memética para hacer lo que se logró allá. No sabía que ya lo habían documentado. Habrá que leerlo; la autoría es de Elvira Méndez, una española residente de Islandia, que se auto-califica protagonista y lo dedica a los españoles. Se consigue por Amazon.com. En todo caso, aunque haya sido muy largo y exigente, es un placer saber que hay un camino - como el de Islandia.
 
Por JOSE NUNES
26.11.2012
9:43 AM
POBRE PUEBLO...POBRE PAIS., AL REVES..RICO PUEBLO,,,RICO PAIS.,EN SUMA LA SUMA DE LAS PARTES ES LO QUE HACE EL TODO...UNA FAMILIA NO ES RICA SI TODOS LOS INTEGRANTES SON POBRES....SOBRE TODO POBRES DE ESPIRITU...
 
Por Lorena Zambrano
26.11.2012
8:49 AM
jajaja Buena la comparación, yo de verdad siempre he pensado que el éxito de este gobierno se debe al miedo y al individualismo.
 
Por Alejandro Uribe
26.11.2012
7:47 AM
Hay un país llamado Islandia, que era un paraíso terrenal, hasta que aproximadamente 40 ciudadanos, que habían importado de USA una forma de manejar la economía y las finanzas, que parecía ser más bien la administración de un casino, hizo colapsar su economía. Esos ciudadanos privilegiados, manejaban los bancos y con sus malas prácticas especulativas arruinaron al país e hicieron que sus profesionales jóvenes migraran a otros países buscando nuevos horizontes hasta que en el año 2008 se declaró en bancarrota. Todo esto ocurría con la pasividad de sus ciudadanos y algunas complicidades. Así indignados por la mala gestión de sus gobernantes y banqueros, se inició la llamada "Revolución Islandesa" con lo que consiguieron hacer dimitir al Gobierno, se negaron a pagar la deuda exterior que fuera espuria, procesaron a los responsables de la crisis y eligieron una asamblea para redactar una nueva Constitución. Esa historia real, se encuentra en un libro llamado "La revolución de los Vikingos"
 
páginas:
1 |
ESPACIO PUBLICITARIO
ESPACIO PUBLICITARIO
fotter clasificados.eluniversal.com Estampas
Alianzas
fotter clasificados.eluniversal.com Estampas
cerrar