Compartir

La deuda eterna

Un punto importante a discutir es que el PIB en Venezuela está sobreestimado

ALEJANDRO J. SUCRE |  EL UNIVERSAL
domingo 10 de junio de 2012  12:00 AM
El presidente Chávez ha dicho que la deuda externa venezolana sólo llega al 25% del Producto Interno Bruto (PIB) y que es uno de los países con menos endeudamiento en el mundo. Es importante analizar esa aseveración presidencial, matizarla y ponerla en perspectiva de manera de evaluar y si es necesario y posible corregir la mirada presidencial hacia el tema de deuda externa.

El presidente Chávez debe hacer preguntas y conversar con sus asesores económicos para poder evaluar mejor el significado de los niveles de deuda externa venezolana actual y su impacto y riesgos para los venezolanos. La primera conversación que debe hacer con sus asesores económicos es analizar que el nivel de endeudamiento no sólo depende su relación al PIB sino que también depende del nivel de las tasas de interés con las que se coloquen los bonos. Si Venezuela debe pagar una tasa de interés de 10% por colocar bonos de deuda nacional y EEUU los coloca a 2%, esto quiere decir que EEUU con los mismos ingresos puede asumir 5 veces más deuda en relación a su PIB que Venezuela. Si Polonia capta recursos del público a 10 años al 4% entonces su deuda externa en relación al PIB puede ser 2,5 veces mayor que la de Venezuela. De esta manera el Presidente debe matizar su aseveración de que Venezuela sólo debe el 25% de su PIB.

Otro punto importante a discutir con sus asesores es que el PIB en Venezuela está sobreestimado. Esto es que el gobierno calcula el PIB a BsF 4,3/USD. Todos sabemos que no todas las materias primas ni los dividendos se pueden conseguir a esa tasa de cambio. Existe una tasa de cambio Sitme y otra del mercado no reconocido que es el doble. Si ponderamos la tasa de cambio real del país, entonces tenemos que el PIB de Venezuela no llega a USD 400 mil millones sino tal vez a dos tercios de lo que indica el BCV. Con este recálculo del PIB el endeudamiento externo en Venezuela llega a 40% del PIB.

Adicionalmente, otro aspecto que el presidente Chávez debe dialogar con sus ministros es que la fuente de pago de deuda externa en Venezuela es un solo rubro. Aunque sólido y siempre colocable. Los países que poseen más niveles de endeudamiento con respecto al PIB tienen más fuentes o rubros de exportación y emplean más mano de obra por unidad de producto que en Venezuela. Esto quiere decir que tienen una base de generación de divisas más amplia y de menor fluctuación.

Otro tema a evaluar con los ministros de economía es que en EEUU y otros países emergentes la deuda emitida que compran los extranjeros es muchas veces denominada en su propia moneda. Es como si los inversionistas del mundo -los bancos europeos y China- invirtieran en deuda emitida por Venezuela denominada en bolívares. Eso significaría un riesgo menor para el país y una gran credibilidad en la gerencia de la economía venezolana.

Un alivio que asegura la posibilidad de pago de deuda externa por parte de Venezuela es sus grandes reservas mineras y petroleras. Otra posibilidad de mejorar el perfil del país como acreedor es si el Gobierno Nacional lograse controlar la gran fuga de divisas que ocurre por Cadivi por sobrefacturación. Hoy se importa 4 veces más en términos per cápita que hace 10 años. Corrigiendo esas fugas la tasa de interés que cobrarían los inversionistas por comprar deuda venezolana en lugar de aproximarse al 10% se aproximaría al 5%.

alexsucre@hotmail.com



Más artículos de esta firma

Compartir
Debido al alto tráfico de visitas en la página, El Universal ha decidido restringir la recepción de comentarios en sus noticias del día. Ofrecemos disculpas a los usuarios.
ESPACIO PUBLICITARIO
ESPACIO PUBLICITARIO
cerrar