Espacio publicitario

 

NUTRICIÓN rica en vitamina C

La ácida parchita

Su flor es comestible y su forma se asemeja a la corona de espinas de la Crucifixión de Jesús

Es rica en vitamina C y también es alta es calcio, hierro y fosforo

Es rica en vitamina C y también es alta es calcio, hierro y fosforo 

Cortesía

  • EDÉN VALERA

18 de octubre de 2017 06:08 AM

PARA COMPARTIR

La ácida parchita

 Originaria de Brasil y considerada como la de mayor importancia económica entre las pasifloras, género que comprende unas 400 especies, la parchita maracuyá (Passiflora edulis) fue sembrada comercialmente por primera vez en Venezuela, en el año 1954, en la Colonia Agrícola de Turén, Portuguesa, con resultados bastantes satisfactorios.

El nombre genérico de pasiflora proviene del latín y significa flor de la pasión, y hace referencia a la similitud que encontraron los misioneros españoles entre la apariencia de la flor, similar a una corona de espinas, con los implementos de la Crucifixión de Cristo. En muchas regiones se conoce a estas plantas como pasionarias.

El nombre especifico de edulis es un vocablo latino que significa comestible; mientras que la denominación común de maracuyá se deriva del portugués y equivale a “comida preparada en totuma”.

Es una planta trepadora que puede alcanzar los nueve metros de largo, su período de vida no supera la década y las raíces son superficiales. La flor, que normalmente es blanca con tintes rosáceos, tiene una estructura penta radial con cinco pétalos y cinco sépalos simbolizando a diez apóstoles (menos Judas Iscariote y Pedro), mientras que los cinco estambres representarían los cinco tipos de estigmas, y los tres pistilos a los clavos de la cruz.

La fruta, que tiene un sabor particular intenso y una alta acidez,  es una baya oval o redonda, carnosa y jugosa, recubierta por una cáscara gruesa, cerosa, delicada e incomestible.

La parchita cuando se madura se desprende de la planta, por lo cual su recolección debe hacerse en el suelo. Sea para su consumo fresco o procesado, la cáscara no debe presentar daños externos de ningún tipo.

Es rica en vitamina C, y también contiene calcio, hierro y fósforo. Se cultiva en Zulia, Mérida, Barinas, Cojedes, Aragua, Carabobo, Apure, Táchira, Monagas y Yaracuy.

El dato

Otros usos

La parchita se cultiva por la calidad de sus frutos comestibles, cuya pulpa se puede comer fresca. También se utiliza en la preparación de jugos, gelatinas, manjares, helados, licores y platos salados. En Hawai preparan un famoso ponche con parchita mezclada con otras frutas. Es rica en fibra y baja en grasa por lo cual se recomienda en las dietas.

Una gran fruta

Medicina popular

La parchita se emplea para calmar los nervios, la angustia y para favorecer el sueño; contra los malestares de la menopausia; como un laxante. El alcaloide que tienen las hojas posee el efecto de rebajar la presión sanguínea. Su fibra ayuda a aumentar el colesterol bueno y disminuye el colesterol malo; es beneficiosa para el tracto digestivo.                               

Flores y semillas

Por la vistosidad de sus flores se cultiva como planta ornamental en jardines para cubrir muros y cercas. La flor se usa en ensaladas ya que es comestible y sabrosa, aunque según la variedad pueda tener un ligero efecto sedante; y es la flor nacional de Paraguay. El aceite que se extrae de sus semillas se utiliza en la fabricación de jabones, tintas y barnices.

La receta

Mantequilla de parchita

Receta del chef César González

Ingredientes

œ taza de pulpa de parchita

2 cucharadas de jugo de limón

Œ de taza de azúcar

125 gramos de mantequilla

4 huevos ligeramente batidos

Preparación

• En un recipiente en baño de María mezclar la mantequilla y el azúcar hasta que la primera se derrita. 

• Aparte unir los huevos y los jugos y añadir a la mezcla anterior batiendo constantemente por 10 minutos hasta que la mezcla esté espesa. Retirar del fuego y dejar reposar hasta que enfríe. Guardar en la nevera.

Ensalada de palmito, surimi y vinagreta  de parchita

Ingredientes

Varias hojas de lechuga romana

6 palitos de surimi 

6 palmitos

1 taza de jugo natural de parchita 

Sésamo negro

Aceite de oliva

Vinagre de vino blanco

Agua y sal  al gusto

Preparación

• Corta la lechuga a en juliana, ponla en un bol junto con el tomate en cubos; el surimi en  rodajas; y los palmitos en lonchas mínimas.

• Vinagreta: pon el jugo, vinagre, agua y sal en una licuadora en velocidad mínima, agrega el aceite en forma de hilo hasta emulsionar los ingredientes. Añade a la ensalada y espolvorea con granos de sésamo.

Espacio publicitario

Nombre y Apellido:

Email:

Escribe tu comentario:

Escribe los caracteres que ves en la imagen:

Normativa para emitir comentarios
  • Al emitir su opinión en El Universal debe hacerlo con Nombre y Apellido, no se aprobarán mensajes con datos incompletos.
  • El Universal respeta y defiende el derecho a la libre expresión, pero también vela por el respeto a la legalidad y a los participantes en este foro.
  • Invitamos a nuestros usuarios a mantener un contenido y vocabulario adecuado y apegado a las leyes.
  • El Universal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio.
  • Los comentarios aquí publicados son responsabilidad de quien los escribe.
  • El Universal no permite la publicación de mensajes anónimos o bajo seudónimos.
  • El Universal no permite la publicación de mensajes xenófobos o discriminatorios.
  • El Universal se reserva el derecho de editar los textos y de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje no apropiado y/o que vaya en contra de las leyes venezolanas.

Espacio publicitario

Espacio publicitario

ENCUESTA

Espacio publicitario

Espacio publicitario

Espacio publicitario