Espacio publicitario

Fiestas navideñas

Peregrinos celebran la Navidad en Belén junto a musulmanes y judíos

  La Plaza del Pesebre de Belén, con el árbol, la mezquita de fondo y la gente que asistió a los desfiles. EFE

La Plaza del Pesebre de Belén, con el árbol, la mezquita de fondo y la gente que asistió a los desfiles. EFE

EFE

  • EFE
  • AFP

25 de diciembre de 2017 06:00 AM

Actualizado el 25 de diciembre de 2017 10:35 AM

PARA COMPARTIR

Las tensiones por Jerusalén ensombrecen la celebración de la Navidad en Belén 

En Egipto, los coptos, que celebran la Navidad el 6 de enero, sufrieron el sábado el ataque contra una iglesia 

Belén, Cisjordania.- Las festividades de Navidad comenzaron este 24 en una Tierra Santa marcada por el conflicto con el tradicional peregrinaje desde Jerusalén hasta la basílica de la Natividad de Belén del máximo representante de la Iglesia Católica en la región, Pierbattista Pizzaballa. 

"Cuando (el presidente de EE.UU, Donald) Trump, anunció que Jerusalén es la capital de Israel estaba tan enfadado que no salí de casa durante cuatro días", dijo a Efe Ahmad Galase, un vecino de la plaza del Pesebre de Belén, donde miles de personas se congregaron para ver la entrada de Pizzaballa, administrador apostólico del Patriarcado Latino en Jerusalén, informó Efe. 

"Y por la situación política pensé que no iba a haber nada en esta plaza, pero no, ahora veo que sí hay. Yo soy musulmán y he salido a celebrar con mis vecinos cristianos, porque creo en Jesús, y hoy me siento más feliz al ver que hay conmemoración", agregó Galase. 

La comitiva del Patriarcado Latino reunió a familias notables de la ciudad de Jerusalén en la sede episcopal para darles las felicitaciones navideñas y posteriormente partió hacia Belén en coche, custodiado por agentes de la Policía israelí a caballo que enarbolaban banderas de Israel. 

Después de acceder a Belén a través de una de las entradas del muro de separación que controla el Ejército de Israel, Pizzaballa se dirigió hacia la plaza del Pesebre de Belén, con el árbol de Navidad que luce imponente junto a la Basílica de la Natividad, el lugar donde la tradición cristiana establece que nació Jesús. 

Allí comenzó el desfile del alto representante de la Iglesia con niños "boy scouts" tocando gaitas y tambores, por la calle de la Estrella que desemboca en la plaza de la Natividad. 

Hanza Anwar, una turista Noruega, dijo que está en Belén "porque es Navidad y por los problemas que está causando Trump parece que no es seguro venir aquí, pero sí que lo es. Soy agnóstica y he venido por pura solidaridad con Palestina, y es precioso ver a musulmanes y cristianos juntos". 

La plaza de la Natividad estaba flanqueada por dos pancartas grandes en las que se leía: "Jerusalén siempre será la capital eterna de Palestina". 

"El pueblo palestino está muy orgulloso de venir del lugar donde todo comenzó", declaró el portavoz de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP), Xavier Abu Eid. 

Y agregó que: "El mensaje de Jesucristo y de la Navidad inspiran al pueblo palestino en su lucha hacia su liberación nacional". 

El alcalde de Belén, Anton Salman, mandó un vídeo por Twitter desde la plaza de la Natividad diciendo: "(los palestinos) nos merecemos vivir, ser libres y que nuestra capital sea Jerusalén". 

Un veterano peregrino procedente de Polonia Albin Paluszkiewicz dijo que vino a Belén con su esposa para la celebración navideña: "Me llama la atención que la ciudad se está transformando, parece más cristiana que en otras ocasiones. Pese a las imágenes que salen en televisión, no percibo que haya tensión". 

MAS DISPOSITIVOS POLICIALES

Los cerca de 50.000 palestinos cristianos representan casi un 2% de la población de Cisjordania y Jerusalén Este, mayoritariamente musulmana.  

Un portavoz de la policía israelí dijo que se desplegarán efectivos adicionales en Jerusalén y en los controles de Belén para facilitar los viajes y el acceso de "miles de turistas y de visitantes".  

Israel ocupó Jerusalén en 1967 y después la anexionó, aunque la comunidad internacional ha evitado reconocer a Jerusalén como su capital, y considera que su estatuto debe ser negociado.  

Los palestinos consideran Jerusalén Este como la capital del Estado al cual aspiran y el anuncio de Trump fue interpretado por ellos como un rechazo al derecho a tener una capital en esta zona. 

En un comunicado previo a la Navidad, el presidente de la Autoridad Palestina, Mahmoud Abbas, dijo que el anuncio de Trump "alentó una desconexión ilegal entre las ciudades santas de Belén y Jerusalén". 

Abbas llamó a "los cristianos del mundo a que escuchen las voces verdaderas de los cristianos nativos de la Tierra Santa (...) que rechazan con fuerza el reconocimiento estadounidense de Jerusalén como capital de Israel".  

"Ellos son los descendientes de los primeros seguidores de Jesucristo y son una parte integral del pueblo palestino", afirmó Abas, que se refirió a la comunidad local de cristianos como "una parte inherente de nuestras sociedades".  

ATAQUE CONTRA UNA IGLESIA

En Egipto, los coptos, que celebran la Navidad el 6 de enero, sufrieron el sábado el ataque contra una iglesia cuando una multitud entró en el templo ubicado en Atfih, a unos 100 km al sur de El Cairo, destruyó lo que había en su interior y después agredió a los cristianos presentes.  

La minoría cristiana de Egipto, que representa un 10% de los 100 millones de habitantes de este país de mayoría musulmana, ha sufrido cerca de 20 incidentes de este tipo durante 2017. 

En Irak, este año marca un cambio para mejor para la comunidad cristiana en la ciudad de Mosul. Allí, los cristianos celebraron una misa por primera vez en años, después de que la ciudad fuera liberada del control del grupo yihadista Estado Islámico (ISIS) en julio pasado.  

En Siria, en otro exfeudo del Estados Islámico, Al Raqa, reconquistado en octubre por una coalición de kurdos y árabes, habrá aún que esperar para recuperar el espíritu navideño: aunque dos históricas iglesias cristianas han sido desminadas, los habitantes aún no han vuelto a ellas. 

En cambio en Homs (centro de Siria), la comunidad cristiana celebrará la Navidad por primera vez desde que la ciudad fuera reconquistada por las fuerzas del régimen de Bashar al Assad, con procesiones, recitales, espectáculos y decoraciones entre las ruinas. 

En Europa, donde la amenaza de grupos yihadistas sigue presente, cerca de 100.000 efectivos de seguridad serán movilizados el domingo y el lunes en Francia, para garantizar la seguridad de las fiestas navideñas y la de los lugares turísticos y los espacios de culto, dijo una fuente oficial. 

Espacio publicitario

Nombre y Apellido:

Email:

Escribe tu comentario:

Escribe los caracteres que ves en la imagen:

Normativa para emitir comentarios
  • Al emitir su opinión en El Universal debe hacerlo con Nombre y Apellido, no se aprobarán mensajes con datos incompletos.
  • El Universal respeta y defiende el derecho a la libre expresión, pero también vela por el respeto a la legalidad y a los participantes en este foro.
  • Invitamos a nuestros usuarios a mantener un contenido y vocabulario adecuado y apegado a las leyes.
  • El Universal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio.
  • Los comentarios aquí publicados son responsabilidad de quien los escribe.
  • El Universal no permite la publicación de mensajes anónimos o bajo seudónimos.
  • El Universal no permite la publicación de mensajes xenófobos o discriminatorios.
  • El Universal se reserva el derecho de editar los textos y de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje no apropiado y/o que vaya en contra de las leyes venezolanas.

Espacio publicitario

ENCUESTA

Espacio publicitario

Espacio publicitario