Espacio publicitario

Jóvenes incursionan en el oficio de barbero para paliar la crisis

Plan Chamba Juvenil tiene en contra el cierre de 8 mil industrias en el país.

  • JULIO MATERANO

23 de octubre de 2017 05:50 AM

PARA COMPARTIR

Jóvenes incursionan en el oficio de barbero para paliar la crisis

Caracas.- Hay oficios que definen a una ciudad, su temple y el modo de ganarse la vida. Y existen también jóvenes cuyos trabajos hablan de sus dramas, de una generación que se dice "prisionera" de la crisis económica que los obliga  a incursionar, de último momento, en actividades prácticas. Una de ellas es la barbería, una labor que no pierde vigencia y que ha ganado adeptos en Caracas, donde abundan "cortapelos" de esquinas, bachilleres con espejo en mano que se ganan el día rebajando melenas en tarantines o debajo de cualquier cornisa generosa de condominio.

Alberto Morales tiene 21 años  y una carrera de Educación, mención Física, por culminar. Es alumno del Pedagógico, vive en Catia y dice que ha ganado destrezas insospechables con la tijera, una habilidad empírica que le permite aportar dinero a su casa y aliviar los gastos por sus estudios que, de momento, están paralizados. Morales es uno de los  600 mil jóvenes postulados al Plan Chamba Juvenil, un programa oficializado en junio por el Ejecutivo que pretende incorporar a la fuerza laboral, jóvenes entre 15 y 35 años, cuyos nichos son cada vez más estrechos.

La Asociación de Trabajadores Emprendedores y Microempresarios  (Atraem) sopesa esa aspiración  gubernamental con una lectura de país con cifras en negativo: el cierre de compañías e industrias ha restado campo laboral y puestos formales de empleos. 
De las 12 mil industrias que había en todo el territorio, se perdieron 8 mil y solo quedan 4 mil fuentes de trabajo, lo cual ha devenido en la improvisación de actividades que robustecen el sector informal.

"A veces uno se acerca a un oficio por necesidad, porque deseas tener algo en el estómago, resolver el día y salir de apuros. Después, cuando has aprendido lo suficiente, terminas enamorado de lo que haces", dice Morales, el joven de 21 años que cursa cuarto semestre de educación y presume de la pericia que ha ganado en siete meses que lleva en el oficio: atiende 15 clientes por día en la avenida Victoria; gana al menos dos sueldos mínimos por jornada y muestra el entusiasmo de quien se acomoda en el regazo de informalidad. 

Hace rato que le perdió el rastro a la "Chamba Juvenil" que, según el Gobierno, hasta agosto había ubicado a 300 mil jóvenes en  los 15 motores económicos de la nación. En palabras del universitario, se trata de una promesa, sujeta al azar, de la que solo obtuvo una propuesta como call center en Cantv. "No es lo mío y ni siquiera era tiempo completo. No lo acepte".

La última data oficial en torno al desempleo, publicada por el Instituto Nacional de Estadísticas en abril de 2016, habla de 8.396.288 personas desempleadas, 37,3% de la población en edad de trabajar.

Renzo Santana tiene 26 años, es de San Agustín y desliza la navaja con tino sobre los rostros de sus clientes. Lo hace en la esquina de Córdoba, a una cuadra de la estación de Metro Nuevo Circo, donde trabaja a hojilla limpia y se sirve de un mueble desvencijado, reclinado en una pared desconchada, donde reposan sus pocos utensilios. En el lugar no hay quien se encargue de la limpieza, la brisa que sacude la ropa se lleva el vello de la barba y cualquier hebra que arranque.

Al igual que muchos de sus colegas celebra el ser su propio jefe. Atiende hasta 20 personas en un día. Cobra 8 mil bolívares por corte y dice aceptar un amasijo de maíz pelado o cualquier alimento como forma de pago. "Si me traen un producto que supera el costo del corte, cuadro con el cliente y le doy la diferencia. A veces vamos a la bodega, me compran un refresco grande  o algo que necesite y saldamos cuentas". 

Se trata de un negocio que florece en las zonas más deprimidas sin el mayor impulso que el hambre que empuja a muchos jóvenes a rebuscarse. Esteban Rodríguez es conocido como el barbero de la Panteón, la avenida homónima, donde se quedó en el oficio hace tres años y recientemente construyó un local de 6,5 mts x 3 mts en una zona que es patrimonio. "No puedo ocupar el local porque no tengo el permiso de control urbano, el registro mercantil ni la patente de la alcaldía". 

Con cuatro aumentos en 2017 y otro en puertas para noviembre, los cálculos presentados por la Cámara Venezolano Americana de Comercio e Industria no atenúan la crisis. Expertos estiman una inflación acumulada de 1400% al cierre de año, con una inflación mensual aproximada de 36%. La organización pone en perspectiva algunos indicadores y señala que  46% de las empresas estiman cuatro incrementos del salario mínimo para 2018 y una inflación de 3500%.

Espacio publicitario

Nombre y Apellido:

Email:

Escribe tu comentario:

Escribe los caracteres que ves en la imagen:

Normativa para emitir comentarios
  • Al emitir su opinión en El Universal debe hacerlo con Nombre y Apellido, no se aprobarán mensajes con datos incompletos.
  • El Universal respeta y defiende el derecho a la libre expresión, pero también vela por el respeto a la legalidad y a los participantes en este foro.
  • Invitamos a nuestros usuarios a mantener un contenido y vocabulario adecuado y apegado a las leyes.
  • El Universal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio.
  • Los comentarios aquí publicados son responsabilidad de quien los escribe.
  • El Universal no permite la publicación de mensajes anónimos o bajo seudónimos.
  • El Universal no permite la publicación de mensajes xenófobos o discriminatorios.
  • El Universal se reserva el derecho de editar los textos y de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje no apropiado y/o que vaya en contra de las leyes venezolanas.

Espacio publicitario

Espacio publicitario

ENCUESTA

Espacio publicitario

Espacio publicitario