Compartir

Unidad y constitucionalidad en la presentación del libro de Asdrúbal Aguiar

El bautizo de la más reciente obra del académico y jurista convocó a gran parte liderazgo democrático y sirvió para ratificar la defensa de los principios de libertad y respeto la pluralidad de ideas.

imageRotate
Aguiar junto a Carmen de Zuloaga (vda) y jóvenes presentó el libro. (Gabriela Pulido)
EL UNIVERSAL
martes 5 de febrero de 2013  07:09 PM
Caracas.- La presentación del libro Historia Inconstitucional de Venezuela 1999-2012,  escrito por el académico y jurista Asdrúbal Aguiar, constituyó un llamado a la unidad nacional y una exigencia del cumplimiento de la Constitución por parte del Gobierno, que como lo afirmara Pompeyo Márquez en sus palabras, "no es que la Carta Magna haya sido vulnerada sino que se ha tirado a la basura, por lo que la sociedad venezolana en su conjunto se ve agredida diariamente".

El acto contó con la participación de un panel integrado por el joven Jonathan Maynard, en representación de las nuevas generaciones comprometidas con la democracia; el académico Elías Pino Iturrieta; Rayma Suprani, caricaturista de El Universal y autora de la ilustración de la portada del libro; y Pompeyo Márquez.

Durante el conversatorio, moderado por César Miguel Rondón, se destacaron los riesgos de un país que se ve sometido a las arbitrariedades de los regímenes autoritarios, pues éstos pisotean derechos como lo son el de la vida, al existir impunidad ante el crimen; la falta de oportunidades y la imposibilidad de expresarse y compartir libremente. Al respecto, Jonathan Maynard recalcó que él, como joven, considera que la democracia es dignidad y que ésta solo se alcanza en una República ciudadana, donde se respete el pensamiento de todos y se estimule la convivencia.

Este libro llega en un momento oportuno, afirmó Pompeyo Márquez, quien representó a esa generación que ha luchado por la libertad y la democracia. Recordó a las generaciones del siglo XX que enfrentaron dictaduras, la del 22, la del 28 y la del 58. Cada una honró a la anterior, dijo, lo que sirvió para destacar la gran esperanza que tiene en los jóvenes de hoy, quienes han asumido un rol protagónico en la escena política nacional.

Su intervención fue un verdadero llamado a la unidad para enfrentar a un  régimen de facto que, como bien lo graficó Rayma, es un tiempo en el que se ha implantado una estética necrofílica.

La portada del libro, que reproduce a un Bolívar encapuchado, explicó Suprani, recuerda la iconografía que vive Venezuela. Y al referirse a su trabajo diario en El Universal, explicó que a veces hay que hacerlo con escafandra pues se desciende hasta los infiernos. Al cerrar su intervención citó la frase de un caricaturista israelita: Espero que corran muchos ríos de tinta y no de sangre. También tuvo un recuerdo para con otro hombre de letras y de lucha, colaborador de las páginas de opinión del diario El Universal, Manuel Caballero, al decir que la única forma de salir de una pesadilla era despertando de ella.

Por su parte, Elías Pino Iturrieta calificó el encuentro como un acto político, que no lo hubiese imaginado José Gil Fortoul, autor de Historia Constitucional de Venezuela. Al referirse a la obra de Aguiar, el académico dijo que no es historia, ya que no se narran hechos pasados, pues no se trata de un período que ha concluido, y agregó que Historia Inconstitucional de Venezuela es un texto donde el lector no toma distancia ya que son episodios que no le son ajenos. "La tipografía pega en la cara pues es una historia que se ha vivido pero no se ha asimilado", subrayó. "Cada página revela como hemos padecido una diaria violación de la Constitución y que no se ha podido parar", agregó. También destacó que es una lectura obligatoria pues se trata de una denuncia y no de una historia ya que son hechos que no han culminado.

Cerró las intervenciones el autor, Asdrúbal Aguiar, quien inició sus palabras agradeciendo a la Fundación Ricardo Zuloaga, editora de la obra. También recordó la labor de este empresario, quien destacó por su trabajo y valores democráticos y lo calificó como un apóstol de la libertad. En su honor pidió un minuto de silencio.

Aguiar, quien además de tener en su poder el título de varias obras, también se ha destacado en el ámbito político venezolano al ocupar cargos de gran responsabilidad nacional e internacional. Por otra parte, su trabajo como docente lo ha llevado a dictar cátedras en universidades venezolanas y extranjeras, además de ser académico.
Ratificó que Venezuela convoca a sus ciudadanos a luchar por la democracia, y como historiador y hombre de leyes subrayó que la constitución es el mejor programa de Gobierno.

Profundizó en los valores democráticos al referirse a éstos como algo que va más allá de las elecciones: "La democracia no es reducirla al hecho electoral. Democracia es convivencia y respeto". En cuanto a lo constitucional se paseó por algunos de los capítulos de su libro que revelan interpretaciones erróneas de la Constitución.

Dos momentos emotivos enmarcaron el acto, el primero, presentación del video que resume el sentido del libro a través de imágenes pertenecientes a acontecimientos ocurridos durante estos últimos 14 años en Venezuela y a intervenciones de Hugo Chávez Frías que son testimonio de esa libre interpretación constitucional.  El segundo, que sirvió para cerrar el acto y que convocó a los jóvenes presentes, cuando Carmen Luisa Rodríguez de Zuloaga, viuda de Ricardo Zuloaga, les entregó el ejemplar de Historia Inconstitucional de Venezuela 1999- 2012.

Cabe destacar que esta obra fue prologada por el jurista Allan Brewer Carías. Las 588 páginas recorren los sucesos que han marcado la violación de la Carta Magna de 1999, para cerrar con reflexiones sobre los componentes fundamentales de la democracia, la condición necesaria, de la efectividad democrática como lo es el respeto a la participación ciudadana y concluir con la violencia  de Estado contra la libertad de prensa y la criminalización de la disidencia.
Compartir
¡Participa!

Envíanos tus comentarios
Para escribir tus comentarios en las notas, necesitas ser usuario registrado
de EL UNIVERSAL. Si no lo eres, Regístrate aquí
correo (obligatorio)
clave (obligatorio)
Ingresar
El Universal respeta y defiende el derecho a la libre expresión, pero también vela por el respeto a la legalidad y a los participantes en este foro. Invitamos a nuestros usuarios a mantener un contenido y vocabulario adecuado y apegado a las leyes.
El Universal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios aquí publicados son responsabilidad de quién los escribe.
El Universal no permite la publicación de mensajes anónimos o bajo seudónimos.
El Universal se reserva el derecho de editar los textos y de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje no apropiado y/o que vaya en contra de las leyes venezolanas.
Comentarios (1)
Por juan peres
05.02.2013
10:41 PM
Han desaparecido la monstruosa suma de US$ 1.200.000.000.000 equivalente a 36 millones de apartamentos de estreno o 105 millones de unidades Ford Fiesta de paquete. Si esa cantidad se hubiera distribuido entre las tres millones de familias con menos ingresos del país (la mitad de la nación, la más pobre) le correspondería a cada familia la cantidad de US$ 400.000 equivalente a 12 apartamentos para estrenar o 35 unidades Ford Fiesta de paquete. Aquí los grandes engañados han sido los pobres, a los que se les ha dado bagatelas, educación de bajísimo nivel académico y becas miserables, que en conjunto promedio por familia no alcanza a lo que vale un (1) Ford Fiesta de paquete. Así los pobres siguen siendo pobres después de 14 años. Mientras los grandes jefes y sus amigos están súper millonarios con los US$ 1.200.000.000.000 que pertenecen a todos los venezolanos.
 
ESPACIO PUBLICITARIO
ESPACIO PUBLICITARIO
fotter clasificados.eluniversal.com Estampas
Alianzas
fotter clasificados.eluniversal.com Estampas
cerrar