Compartir

Crítican a la policía tras liberación de jóvenes secuestradas en Cleveland

Aparentemente los vecinos habrían relatado en los últimos años haber visto a "mujeres encadenadas" y "mujeres desnudas gateando en el jardín". "Pero los policías no lo tomaron en serio", dijo una de las vecinas.

imageRotate
Comandante de la Policía Thomas McCartney aborda los medios de comunicación. (Reuters)
| 1 | 2 |
EL UNIVERSAL
miércoles 8 de mayo de 2013  02:21 PM
Washington.- Tras la liberación el lunes de tres jóvenes que habían permanecido secuestradas más de diez años en una vivienda en la ciudad estadounidense de Cleveland, surgieron críticas por la actuación de la policía, según revelaron hoy medios locales.

Los vecinos aseguran que en varias ocasiones se advirtió a la policía sobre hechos llamativos en esa casa de Cleveland, informó DPA.

Las autoridades locales rechazaron las críticas y aseguraron que las mujeres permanecían atadas con cuerdas y cadenas y pocas veces se les dejaba salir, la mayoría de las veces brevemente al jardín.

La policía, por su parte, indicó que en la última década hubo solo dos advertencias en relación con el domicilio afectado y que no tuvieron nada que ver con las mujeres desaparecidas.

Las autoridades prometieron realizar una investigación interna sobre la llamada de emergencia de Berry, sobre todo para saber por qué los funcionarios que la atendieron no permanecieron comunicados con la mujer hasta que llegaron los vehículos policiales.

Berry fue liberada el lunes con ayuda de un vecino, que escuchó sus gritos pidiendo ayuda, la vio agitando la mano a través de un hueco y por eso se acercó a la puerta de la vivienda. La mujer llamó luego a la policía desde la casa de su vecino.

"Amanda es la verdadera heroína", dijo el vicejefe de policía Ed Tomba. "Ella encaminó la situación (...) Sin ella no estaríamos aquí ahora". Berry, de 27 años, había desaparecido cuando tenía 16.

La policía liberó a otras dos mujeres y una niña de la casa: Gina DeJesus y Michelle Knight, de 23 y 32 años respectivamente. DeJesus había desaparecido el 2 de abril de 2004 cuando tenía 14 años cuando se encontraba de camino del colegio a su casa. Knight estaba desaparecida desde 2002. La niña, de seis años, es aparentemente hija de Berry, aunque se desconoce quién es su padre.

Las tres mujeres y la niña se reunieron en principio con sus familias en lugares apartados de la luz pública. Berry llegó hoy a la casa de su familia. En la televisión se vio la llegada de un convoy y cómo una pequeña era llevada dentro de la vivienda, quien se presume era la niña nacida en cautiverio.

"Bienvenida a casa, Amanda", decía una pancarta en la entrada de la casa, frente a la cual se apostaron decenas de periodistas a la espera de alguna declaración de la joven. Su hermana Beth se acercó en cambio a la prensa, agradeció el apoyo y pidió respeto a su privacidad.

El interrogatorio a las tres víctimas fue pospuesto para que se pudieran reunir con sus familias.

El dueño de la vivienda en la que se encontraban las jóvenes secuestradas y principal sospechoso, Ariel Castro, de 52 años, fue detenido junto a sus dos hermanos, de 50 y 54 años. Se espera que este viernes se presenten formalmente los cargos contra los tres sospechosos, que según los expertos serían por secuestro, privación de la libertad y lesiones corporales. Se presume que al menos uno de ellos también podría ser acusado de violación.

Las autoridades no quisieron revelar por el momento cómo eran retenidas o si fueron víctimas de abusos sexuales. En general no hubo declaraciones oficiales sobre las condiciones en las que se encontraban las secuestradas.

Los vecinos describieron a Ariel Castro, de origen puertorriqueño, como un hombre que parecía totalmente normal, según indicó The New York Times. Según relataron, saludaba desde su casa, conversaba con gusto y tocaba en una banda de música latina.

Según CNN, Ariel Castro fue conductor de autobús escolar hasta noviembre pasado, cuando fue despedido. La cadena reveló que, según documentos judiciales de 2005, su ex mujer lo acusó de haberla maltratado en varias ocasiones. La ex esposa lo acusó de haberle quebrado la nariz, dos costillas, dislocarle la espalda y sacarle un diente de una patada.

Los investigadores revisaban entre tanto la vivienda y los alrededores en busca de otras posibles víctimas de secuestro. Knight dijo, según los medios, que hace diez años había otra mujer con ellas, pero que luego desapareció.

El canal local ABC Channel 5 indicó en base a la fuente policial que una de las mujeres sufrió dos o tres abortos. Otra fuente habló de hasta cinco embarazos de las víctimas.
Compartir
¡Participa!

Envíanos tus comentarios
Para escribir tus comentarios en las notas, necesitas ser usuario registrado
de EL UNIVERSAL. Si no lo eres, Regístrate aquí
correo (obligatorio)
clave (obligatorio)
Ingresar
El Universal respeta y defiende el derecho a la libre expresión, pero también vela por el respeto a la legalidad y a los participantes en este foro. Invitamos a nuestros usuarios a mantener un contenido y vocabulario adecuado y apegado a las leyes.
El Universal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios aquí publicados son responsabilidad de quién los escribe.
El Universal no permite la publicación de mensajes anónimos o bajo seudónimos.
El Universal se reserva el derecho de editar los textos y de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje no apropiado y/o que vaya en contra de las leyes venezolanas.
ESPACIO PUBLICITARIO
ESPACIO PUBLICITARIO
cerrar