Espacio publicitario

Análisis de Entorno

Barbados para siempre

  • BENJAMIN TRIPIER

14/07/2019 05:30 am

Cuando Nicolás Maduro se refiere a “las oposiciones”, lo hace con la clara intencionalidad de incorporar a la escena, al grupo de políticos opositores que se están reuniendo con el gobierno desde hace un tiempo y que son, básicamente, aquellos que se presentaron en las elecciones presidenciales del 20M del año pasado. Es un poco la continuidad de la propuesta de “nacionalizar” la mesa de negociación, o de tener una mesa que ponga en entredicho la representatividad de los que acuden a Barbados. Por ejemplo, si uno de los puntos que lleva el chavismo a la mesa, es adelantar para este año las elecciones parlamentarias, la oposición, no estará de acuerdo con hacerlo fuera de tiempo, mientras que la “mesa nacional”, no solo lo apoya, sino que ya tiene hasta los candidatos a diputado que presentará. Cuando el 23E Guaidó estrenó el concepto de los “dos gobiernos”, estaba claro que era el inicio de una estrategia que se evidenció posteriormente con el TSJ, la fiscalía y las embajadas paralelas, y que continuará, con diferentes instituciones que se “paralelizarán”, procuraduría, órganos de control, banca central, y hasta una fuerza armada paralela. Como era de esperarse, el chavismo se plegó a esta estrategia, y está armando su mesa paralela, y también tendrá, a este paso, su AN paralela.

A los efectos formales y de cara al exterior, el chavismo reconoce a Juan Guaidó como el líder representativo de la oposición venezolana, y de alguna manera, hace que indirectamente los reconozcan a ellos, como el gobierno en funciones en Venezuela. Cabe mencionar que en esa mesa, tristemente, el chavismo representa también, a una parte de la dirigencia opositora, aquella que no tiene pueblo, pero que tiene relaciones; de allí la palabra de Maduro: “oposiciones”. La mesa de Barbados es un ámbito multipropósito, que pareciera que llegó para quedarse, como si fuera o bien una cámara de descompresión, o bien como un fusible, y, porque no, una válvula check, que pudiera impedir que, llegado el caso, las cosas se salgan de control dentro del país. Es un nuevo actor institucional con una clara orientación futura a la resolución de conflictos. Debería crearse una página web y un mecanismo interactivo para que la gente, de lado y lado pueda transmitirle inquietudes, sugerencias o denuncias.

La participación de un “regulador de la mesa”, en este caso el gobierno de Noruega, hace que los temas que se lleven sean relevantes y tengan el perfil de objetividad de aquellos llamados “incuestionables”, así alguna de las partes pudiera ponerlo en entredicho. El caso del informe Bachelet, es para la mesa, por su procedencia, como si estuviera grabado en piedra, así el chavismo lo rechace. El otro tema, no cubierto por el mencionado informe y que no está grabado en piedra, es el de si las sanciones son responsables o no de la crisis interna, o si esta hubiera ocurrido de todos modos aun sin ellas.

Barbados es el puente que era necesario tener para cuando las cosas se compliquen y realmente haya algo para negociar, lo cual no parece ser el caso en nuestra situación actual.

Social
El caso de los niños que requieren trasplante de médula ósea es crítico pues hay varios de ellos en situación de riesgo inminente de perder la vida. Propongo desde esta columna la formación de un fondo-fideicomiso privado que permita atender, ante la dramática ausencia del estado, necesidades en bolívares (no está la excusa de las sanciones), para por lo menos aquellas operaciones que pueden hacerse en el país. Hay una necesidad inmediata de 450 millones de bolívares, para Keyler Herrera, un niño muy inteligente de 11 años, que debe solucionar su situación dentro del siguiente mes calendario, a riesgo de perder su vida. Escríbanme a mi correo btripierntn@gmail.com para que ayudemos en este caso que llegó a mi conocimiento. Hay muchos otros, pero este, es este.

Política 
Las divisiones en la dirigencia opositora son evidentes, mas no en las bases que siguen alineadas detrás de Guaidó. Está la dirigencia que lo sigue y se alinea con él, la que lo sigue pese a no estar alineada, la que lo ataca veladamente cada vez que puede, y la que lo rechaza abiertamente. Una de las fallas genéticas de las alianzas opositoras es una mezcla de impaciencia y envidia, con “contar los pollos antes de tiempo”, lo cual lleva a que haya cursos erráticos en la estrategia, y que terminen abortándola y que haya, cada vez, que comenzar de nuevo, con el consiguiente oxígeno para el chavismo, que, ya habiendo aprendido, solo se sienta a esperar a que ocurra. Lo razonable para la dirigencia opositora sería, al menos, no rechazar a Guaidó y lo que él significa tanto para las bases internas, como para la comunidad internacional, y permitir que la estrategia que están desplegando funcione, así tenga altos y bajos, avances y retrocesos, pues es la única estrategia que hay, que tiene alguna posibilidad de éxito.

Económico 
La inversión extranjera que desesperadamente necesitamos, requiere, entre otras cosas, de confianza, de reglas claras y de un compromiso político. Ninguno de esos tres atributos se cumple, y eso queda demostrado en el nuevo impuesto a los grandes patrimonios y en las tasas, tiempos y requisitos para constituir una empresa. En conjunto, dan un mensaje neto desde el gobierno que es: no queremos ni inversiones, ni empresas nuevas. Y así, no se puede. Esto tiene que cambiar.

Espacio publicitario

Espacio publicitario

Espacio publicitario

DESDE TWITTER

EDICIÓN DEL DÍA

Espacio publicitario

TE PUEDE INTERESAR

Espacio publicitario

Espacio publicitario