Compartir

Incipientelogro de un barrio Tricolor

Programa arregla fachadas pero no resuelve problemas estructurales

imageRotate
| 1 | 2 | 3 | 4 |
Contenido relacionado
ANYIMAR COVA LUGO |  EL UNIVERSAL
martes 30 de abril de 2013  12:00 AM
Llegar al sector Libertador de Caucagüita (municipio Sucre) y preguntar dónde queda el "rancho grande" es sinónimo de solicitar la dirección de Kelsy Navarro. Entre escalones improvisados con parches de cemento y drenajes expuestos, subiendo por un escondido pasillo, se encuentra a esta madre de tres hijos que ocupa la única vivienda de tablas y zinc que hay en un barrio bandera del Plan Barrio Nuevo, Barrio Tricolor.

"Me dijeron que no podían construir porque el terreno era de mi suegra. Hubo gente que recibió ayuda para sus casas pero eso no llegó aquí (...) Yo ya no pienso en quedarme sino en conseguir una casa para mis hijos pero necesito ayuda ", cuenta entre madera comida por la humedad.

Ella trabajó como ayudante en el plan que, en 2009, lanzó el expresidente Hugo Chávez con el fin de "transformar el hábitat, partiendo de la organización, participación y corresponsabilidad social; y proveer a los barrios de las condiciones urbanísticas adecuadas".

Cien viviendas recibieron arreglos en los sectores Libertador y Cristóbal Sanoja de Caucagüita. Entre ellas estuvo la de Gladys López que hoy agradece al programa por haber cambiado un rancho de zinc por uno de bloques. "Llegaron y me preguntaron qué necesitaba y en dos meses tenía mi casa", cuenta.

Un final feliz y una historia sin desenlace se circunscriben en un lugar donde acueductos, cloacas, electricidad, escaleras y vías de acceso fueron inicialmente obra de sus residentes, donde solo hay dos planteles educativos cercanos y lo más parecido a un área de recreación es una improvisada cancha de cuatro metros lineales.

En mayo de 2010, un mes antes de su disolución, el extinto Ministerio de Obras Públicas y Vivienda (Mopvi) informó que 32 mil viviendas habían recibido algún tipo de mejora con el Plan Tricolor en Caracas.

En el primer trimestre de 2011 el programa, ahora dependiente del ministerio de Vivienda y Hábitat y en el que se invirtieron Bs 425 millones, fue paralizado por "reestructuración". En abril de ese año, cuando se lanzó la Gran Misión Vivienda Venezuela, la pausa se prolongó para el Barrio Tricolor frente a un programa que presentó la entrega de apartamentos como la gran solución habitacional.

Hoy los campamentos donde se repartía el material para arreglos de casas están a la deriva. En San Agustín el galpón es depósito de camiones, en Caricuao no hay ni rastros, en Baruta y Chacao nada ha llegado desde hace un año y en Gramovén se mantiene la desgastada carpa con un miliciano que confía en que el anuncio de Nicolás Maduro de reactivar el plan, le de la oportunidad de tener material de construcción bajo su custodia.

Programa complementario

Quince años y la inversión progresiva de 30 mil millones de dólares era lo que se necesitaba para brindar equipamiento urbano y servicios a 300 barriadas del país, 37 de ellas ubicadas en Caracas; recuerda la urbanista Josefina Baldó, quien en el año 2000 presidió el Consejo Nacional de la Vivienda (Conavi). Desde este ente lanzó, junto a Federico Villanueva, el proyecto Habilitación Física de Barrios que, tras 20 meses de ejecución, se engavetó por un cambio de gabinete.

Explica que las barriadas nacieron como invasiones en áreas vírgenes cuyos servicios fueron instalados por retazos a medida que se poblaban, y muchas veces ubicadas en suelos no aptos. "Después de cumplir el objetivo electoral de Misión Vivienda vuelven a los barrios pero en la forma mas precaria que es con la entrega de materiales. El Barrio Tricolor debe ser complementario a la urbanización de barrios, la gente quiere mejorar su casa pero también el espacio que la rodea", dice sobre un objetivo que requiere voluntad política, continuidad administrativa y participación comunitaria.

15

30

3.500

1,5

32

Compartir
¡Participa!

Envíanos tus comentarios
Para escribir tus comentarios en las notas, necesitas ser usuario registrado
de EL UNIVERSAL. Si no lo eres, Regístrate aquí
correo (obligatorio)
clave (obligatorio)
Ingresar
El Universal respeta y defiende el derecho a la libre expresión, pero también vela por el respeto a la legalidad y a los participantes en este foro. Invitamos a nuestros usuarios a mantener un contenido y vocabulario adecuado y apegado a las leyes.
El Universal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios aquí publicados son responsabilidad de quién los escribe.
El Universal no permite la publicación de mensajes anónimos o bajo seudónimos.
El Universal se reserva el derecho de editar los textos y de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje no apropiado y/o que vaya en contra de las leyes venezolanas.
ESPACIO PUBLICITARIO
ESPACIO PUBLICITARIO
cerrar