|
compartir
|
El umbral de bienestar del consumidor
CARLOS JIMÉNEZ |  EL UNIVERSAL
viernes 15 de julio de 2011  01:24 PM

La evaluación de la situación actual que los consumidores realizan en un momento determinado es una función de sus expectativas y de la percepción que tengan de dicha situación. En este caso opera la ecuación: Evaluación de la situación actual = (Percepción de la situación - Expectativas). Si las expectativas son elevadas, entonces será más probable que los consumidores tengan una percepción negativa de la situación.

Las expectativas del consumidor se conforman principalmente con base en los siguientes tres elementos:

1. Percepción de la situación de periodos anteriores: Generalmente las expectativas en un período determinado (t) están afectadas por la evaluación del período anterior (t-1). Es decir, un año malo determina expectativas negativas para el próximo período, a menos que otro de los elementos contrarreste ese efecto.

2. Información recibida a través de los medios: Las noticias, los anuncios y ofertas gubernamentales, así como la publicidad de las empresas genera expectativas, altas o bajas, en los consumidores.

3. Interacción social con otros consumidores: La relación con familiares, amigos y relacionados generan expectativas en los consumidores. El amigo despedido de su empleo o los relacionados que adquieren vehículo o vivienda, por mencionar dos ejemplos.

Estudios cualitativos realizados por Datanálisis, en consumidores de diferentes estratos socioeconómicos, han permitido identificar "El Umbral de Bienestar del Consumidor", que se refiere a una percepción de la situación que iguala sus expectativas mínimas. En este punto, los consumidores cubren sus expectativas básicas. A partir de él comienzan a evaluar positivamente la situación y por debajo de él su evaluación se torna negativa.

En el estrato socioeconómico E este punto está determinado por la cobertura de la alimentación y de los gastos de transporte ("el pasaje"), mientras que en la clase media incluye rubros como salud privada, viajar en vacaciones, entre otros.

Como conclusión, se puede decir que el Umbral de Bienestar del Consumidor permite entender las diferencias, aparentemente inexplicables, entre un consumidor de bajos ingresos satisfecho con su situación actual y uno de clase media que evalúa negativamente su situación.

Los invito a comentar este artículo o a enviarme sugerencias para próximos artículos a través de:

carlos@carlosjiménez.info
@carlosjimenez en Twitter



Más artículos de esta firma

|
compartir
|
¡Participa!

Envíanos tus comentarios
Para escribir tus comentarios en las notas, necesitas ser usuario registrado
de EL UNIVERSAL. Si no lo eres, Regístrate aquí
correo (obligatorio)
clave (obligatorio)
Ingresar
El Universal respeta y defiende el derecho a la libre expresión, pero también vela por el respeto a la legalidad y a los participantes en este foro. Invitamos a nuestros usuarios a mantener un contenido y vocabulario adecuado y apegado a las leyes.
El Universal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios aquí publicados son responsabilidad de quién los escribe.
El Universal no permite la publicación de mensajes anónimos o bajo seudónimos.
El Universal se reserva el derecho de editar los textos y de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje no apropiado y/o que vaya en contra de las leyes venezolanas.
clasificados.eluniversal.com Estampas
Alianzas
clasificados.eluniversal.com Estampas