ESPACIO PUBLICITARIO
El Universal como página de inicio  |  Agregar a favoritos  |  Ayuda
Votar



La RSE es una estrategia necesaria

Las compañías locales tienen que avanzar hacia la integración social sin detenerse por la hostilidad del discurso oficial o por los obstáculos que consigan.

Desde hace muchos años el concepto de Responsabilidad Social Empresarial (RSE) se instaló en el imaginario del empresariado local. Algunas iniciativas pioneras pueden rastrearse, incluso, en la primera mitad del siglo XX.

Pero el tiempo transcurrió y el concepto de la RSE no ha dejado de evolucionar. Igualmente, el contexto sociopolítico del país ha cambiado drásticamente, especialmente, en lo que tiene que ver con el funcionamiento y la percepción oficial de la empresa privada.

Desde el Gobierno nacional se insiste en desplazar a los particulares por otras formas de organización, al tiempo que buena parte de los males sociales se asocia a la naturaleza individualista de los empresarios.

¿Tiene sentido o puede desarrollarse en un entorno hostil la RSE? ¿Condenarán las actuales circunstancias la posibilidad de potenciar la RSE en Venezuela? Esas son apenas algunas de las interrogantes que surgen en la actual coyuntura.

"Realmente no estamos en una situación sociopolítica ideal para que las empresas asuman una RSE de alta envergadura, pero eso no es un obstáculo para que las empresas asuman su responsabilidad con la sociedad", responde Víctor Guédez, profesor de la Maestría de RSE en la Universidad de Barcelona.
Incluso, va un poco más allá y asegura que en circunstancias como las que atraviesa la sociedad venezolana puede ser una "magnífica oportunidad" para afianzar la RSE como parte de las estrategias de cualquier negocio. "El escenario es bien complejo, pero las empresas que creen en el concepto de RSE tienen que llevarlo adelante", agrega.

El plan
Guédez ha estudiado durante años el concepto de la RSE. Desde su óptica, la RSE debe formar parte de la dimensión estratégica de las empresas y no se trata simplemente de financiar aisladamente determinados proyectos, tal y como muchas compañías siguen pensando.

Según explica, la RSE tiene tres grandes planos o componentes que actúan conjuntamente y se relacionan: la filantropía, la inversión social y la integración social.

"La RSE debe apuntar a una conjugación progresiva de estas tres dimensiones, fundamentalmente tratando de integrar estos esfuerzos a la cadena de valor. No es lo mismo tener un proyecto de RSE a tener una estrategia de RSE integrada a tu negocio. La RSE no es un apéndice, ella va desde el insumo, hasta el consumidor, en todas las actividades debe asumir la RSE, debe estar integrada a todo".

Entendida de esta forma, la RSE fomenta un crecimiento de la organización y de su entorno, de sus beneficiarios. "La filantropía sola es mala porque es simplemente dar y cuando menos pueden dar, aquello puede ser un boomerang para las empresas".
Vista así, las organizaciones no deben entender la RSE como un gasto, sino como una inversión que rendirá múltiples dividendos.

Ganar, Ganar
La RSE, entendida como integración social, no solo creará un entorno favorable a lo interno y a lo externo de la compañía, sino que aporta otras ventajas. Según Guédez, algunos estudios indican que 40% del éxito de una empresa está asociado a su reputación. De allí que una empresa realmente responsable, tendrá buena parte del camino allanado.

"La sociedad siempre ve a las empresas de acuerdo a lo que la empresa hace en la sociedad, con la sociedad y para la sociedad. Hay un fenómeno de reputación e imagen. Eso tiene que ver con lo que concierne al comportamiento ético de la empresa, cuando una empresa no es bien vista es porque seguramente hay algunas fallas con lo que está haciendo para la sociedad", precisa el también compilador de la reciente publicación de Venamcham: Responsabilidad Social Empresarial.Visiones complementarias.

Generar relaciones laborales de largo plazo, alinear las experiencias individuales con la empresa, incrementar la confianza o facilitar la obtención de socios estratégicos pueden ser otras de las bondades que conquiste una empresa socialmente responsable.

A jucio de Guédez, ya hay empresas venezolanas que han entendido esta noción de RSE y otras que también están en esa vía. "Lo más importante es la consolidación de una inquietud que viene desde hace varios años. Hay empresas que forman a su personal en RSE y otras están empezando y creen que es firmar un cheque para atender una coyuntura determinada. Es difícil generalizar".

Un tránsito permanente
Otra de las particularidades que subraya el profesor universitario es que una vez que las organizaciones empresariales asumen la RSE como una estrategia se darán cuenta de que no hay una meta específica a la que llegar, sino que debe ser un camino permanente.

"En la medida que empiezan a darse cuenta de su relación con la sociedad van creciendo, la idea no es llegar, sino transitar hacia la integración social. La idea que es fundamental no es llegar, es transitar, un tránsito permanente, vivir, asimilar, asumir los desafíos de ese tránsito".

De esta forma la experiencia que nace con un aporte económico para financiar un proyecto, bien sea, educativo, ecológico o de cualquier otra índole, apenas es un primer paso. "Lo importante no es por dónde se llega, sino hasta dónde eres capaz de llegar después de haber firmado ese cheque". 

Roberto Deniz


Síguenos desde:


Celular Rss Facebook Twitter igoogle youtube

Próximos Suplementos

  • null

Suplementos Anteriores Ver todos

  • jueves 23 de julio
    Vacaciones
    Organismos públicos como empresas privadas ya tienen listos sus planes (...)

  • jueves 16 de julio
    Dia del Niño
    Hoy es un día especial donde se rinde homenaje a los pequeños de la casa. Tanto (...)

  • viernes 19 de junio
    Dia del Padre
    Día del Padre, sinónimo de regalar amor y complacer al hombre de la casa, y (...)

  • viernes 08 de mayo
    Dia de las Madres
    Armonía y melodía están presentes en los hogares venezolanos. Marcan los (...)

  • jueves 04 de diciembre
    Guía de Compras
    Diciembre es sinónimo de celebraciones y reuniones con la familia y amigos (...)