Inicio  >  Nacional y Política > Noticias
El Universal como página de inicio  |  Agregar a favoritos  |  Ayuda
Votar
[an error occurred while processing this directive]



Perfil de Rafael Caldera

Rafael Caldera fue adoptado por una familia católica, casado con Alicia Pietri de Caldera, con quien tuvo seis hijos: Mireya, Rafael Tomás, Alicia Helena, Cecilia, Andrés Antonio, y Juan José Caldera; éste último es también político y parlamentario por el estado Yaracuy, desde 1974 hasta 2006.

Rafael Caldera estudió en el colegio de los jesuitas de San Ignacio. Realizó sus estudios superiores en la caraqueña Universidad Central de Venezuela (UCV), 1931-1938, en la Facultad de Ciencias Jurídicas y Políticas, logrando el doctorado, posteriormente enseñó sociología y leyes en varias universidades incluida la propia UCV, fue dirigente político estudiantil, lo que le llevó al mundo político.

Caldera, dominaba lenguas como el francés, inglés, italiano, algo de alemán y lectura de portugués. Ha sido miembro de la Academia Venezolana de la Lengua Española.

Participó en círculos educativos y políticos, como la dirección del Instituto Venezolano de Derecho del Trabajo (1958-1966) y las presidencias de la Asociación Venezolana de Sociología (1958-1967), la Organización Demócrata Cristiana de América Latina (1964-1968) y la Unión Mundial Demócrata Cristiana (1967-1968).

Inicio en la política

Fue secretario de las Juventudes Católicas Venezolanas. En 1936 participó en la formación de la Unión Nacional Estudiantil (UNE), que el 1° de octubre de 1938 que terminó convirtiéndose en partido político con el nombre de Acción Electoral. Esta última se integró posteriormente en el Movimiento de Acción Nacional (MAN) y fue legalizada el 2 de junio de 1942, siendo uno de los grupos que originó el 13 de enero de 1946 el partido socialcristiano Copei, que fue fundado por él mismo; participó en las elecciones del año siguiente, 1947; perdiendo ante el escritor y representante del partido socialdemócrata Acción Democrática (AD), Rómulo Gallegos. Sin embargo, Gallegos fue derrocado a los pocos meses de tomar posesión por una Junta Militar en un principio encabezada por Carlos Delgado Chalbaud, que fue asesinado y así derrocado, entonces para mantener el orden nacional, Germán Suárez Flamerich pasa a presidir la Junta de Gobierno junto a Llovera Páez y el después general Marcos Pérez Jiménez, que se convirtió en dictador.

Candidato presidencial

Luego del derrocamiento de Pérez Jiménez y la consiguiente constitución de un gobierno provisional encabezado por Wolfgang Larrazábal, fue elegido procurador general de la República, pero dejó este cargo para participar en las elecciones de diciembre de 1958, en las que perdió ante Rómulo Betancourt, de AD. Sin embargo, Caldera poseía mucha influencia por ser su partido en esos momentos la tercera fuerza.

Decidió junto al propio Betancourt, además de Jóvito Villalba (líder y fundador del partido Unión Republicana Democrática y otros dirigentes políticos, elaborar y firmar el llamado Pacto de Punto Fijo, nombrado así por ser ese el nombre de la casa de Caldera, sitio escogido por los dirigentes para firmar el documento. Allí se establecen las bases de la convivencia democrática que se mantendrían en los 40 años siguientes, cimentando principios como la realización libre y transparente de elecciones, el respeto a los resultados de estas, la conformación de gobiernos equilibrados y con representación de todas las fuerzas políticas firmantes e independientes y la aplicación por esos gobiernos de un Programa Mínimo Común que garantizaba la viabilidad democrática y la toma de decisiones necesarias para el desarrollo del país con el debido consenso interno Caldera siguió activamente en la política siendo uno de los principales líderes de la oposición y se postuló a la presidencia en los comicios de los años 1963 y 1968, siempre por su partido Copei. Gana la última, con una escasa diferencia respecto a AD, partido de gobierno y que estaba dividido entre varias corrientes que habían postulado candidatos propios, y recibe el cargo el11 de marzo de 1969 por parte de Raúl Leoni. Por primera vez un partido con minoría parlamentaria consigue gobernar el país, paradoja producida por ser un sistema presidencialista.

Primer período presidencial (1969-1974)

Rafael Caldera en la inauguración del colegio Caracciolo Parra León, Caracas, 1972. Destacó entre sus políticas, el acabar con el continuismo de la doctrina del ex presidente de Acción Democrática, Rómulo Betancourt, cuya premisa era desconocer a las dictaduras militares que gobernaban en la mayoría de los países latinoamericanos. Firma con Guyana el Protocolo de Puerto España sobre la zona en reclamación que congela la reclamación por 12 años; en el aspecto económico su gobierno se vio perjudicado por la inflación norteamericana que caracterizó a la primera presidencia de Richard Nixon sumada a los bajos precios del barril de petróleo, lo que hizo que el crecimiento económico de Venezuela en ese período fuese plano. Entre sus logros está la pacificación del país a pesar de su talante conservador, su pragmatismo le llevó una tregua con los grupos armados de izquierda, que logran ser integrados en la vida política, en este aspecto legaliza el Partido Comunista de Venezuela.

Caldera pacta con Acción Democrática una reforma en la Constitución de 1961, que impide la elección a cargos públicos a personas con sentencia firme, de más de tres años, dirigida específicamente a inhabilitar políticamente al ex dictador Marcos Pérez Jiménez, quien se pensaba presentar en las elecciones de 1973. Clausura la Escuela Técnica Industrial permanentemente y también a la Universidad Central de Venezuela, esta última por un período de dos años, debido al control que ejercía dentro del campus la izquierda castrista.

Elevó al 60% el impuesto sobre la renta a las compañías petroleras, inició la construcción del complejo petroquímico El Tablazo, en el estado Zulia, inaugura el Poliedro de Caracas, y el Hospital del Seguro Social "Miguel Pérez Carreño", en Caracas, y se concluyó la demarcación de límites con Brasil. Cesó en la presidencia en febrero de 1974 siendo sustituido por Carlos Andrés Pérez, representante de AD que había ganado las elecciones de diciembre del año anterior. Rafael Caldera es el único presidente de Venezuela que ha dado un discurso completamente en "Inglés" (Sin ningún material de apoyo) en los Estados Unidos.

Activo en la política y su salida de Copei

Caldera, dejando pasar los diez años que prescribía la Constitución para no reelegirse, participa nuevamente en la contienda electoral en 1983, con el apoyo de Copei y pierde ante Jaime Lusinchi, de AD. Compite en 1987 en las elecciones internas de su partido para ser nuevamente candidato pero no lo logra (siendo elegido Eduardo Fernández), hasta que en las elecciones que tiene que celebrarse en el año 1993 decide "autoexcluirse" de su partido y se presenta a la campaña presidencial, pero por un nuevo partido fundado por él mismo denominado Convergencia, y con el apoyo de sectores históricamente antagónicos a su figura, tales como los partidos de izquierda Partido Comunista de Venezuela (PCV), Movimiento al Socialismo (MAS), Movimiento Electoral del Pueblo (MEP).

Caldera llega al poder por segunda vez en febrero de 1994. Con este triunfo, recoge los frutos de su discurso del 4 de febrero de 1992, fecha de una intentona golpista en contra del segundo gobierno de Carlos Andrés Pérez. La frase de Caldera "Es difícil pedirle al pueblo que se inmole por la libertad y por la democracia, cuando piensa que la libertad y la democracia no son capaces de darle de comer ", junto a su apoyo tácito al Caracazo con anterioridad en 1989, marcó el inicio de su marcha a Miraflores, para su segundo mandato. La elección fue muy ajustada, Caldera rondó el 30% de votos y le seguían muy de cerca otros tres candidatos en números de votos.

Segundo periodo presidencial

En su gabinete integra a políticos de las formaciones que le apoyaron como los representantes del partido MAS, Teodoro Petkoff en la cartera de finanzas, y Pompeyo Márquez en el ministerio de fronteras; así como algunos independientes en los otros ministerios. En cualquier caso el apoyo del MAS y de otros partidos fue fundamental para poder aprobar las leyes en el Congreso Nacional en sus primeros años de gobierno, debido a los pocos escaños en el parlamento conseguido por su partido Convergencia. El 18 de diciembre de 1994 inaugura el tramo Plaza Venezuela - El Valle de la Línea 3 del Metro de Caracas, iniciado en gobiernos anteriores. En el año 1996 recibió la segunda visita del papa Juan Pablo II, que decidió bendecir a los presos del Reten de Catia en el oeste de la ciudad de Caracas (poco después dicha prisión fue demolida).

Crisis económica

En el primer año de su segundo gobierno tiene que manejar una fuerte crisis financiera que se inicia con la intervención del Banco Latino que había quebrado en el gobierno interino de su predecesor en la presidencia Ramón José Velásquez, después de la destitución de Pérez, continuó con el derrumbe e intervención de una decena de instituciones bancarias y culminó con la fuga de capital por concepto de auxilios financieros otorgados por el Estado a la banca, miles de ahorristas afectados y un grave desequilibrio en la economía de Venezuela. La confianza y credibilidad de venezolanos y extranjeros en las instituciones bancarias fue afectada gravemente. Más de setenta mil medianas y pequeñas empresas quebraron, fundamentalmente por el control de cambios impuesto por el gobierno, que dificulta la obtención de divisas para adquirir insumos. Los alimentos, la ropa, el calzado, la vivienda, el transporte, en fin, todo la que afecta al ciudadano común subieron de forma desproporcionada, sin control, empobreciendo cada vez a mayor número de venezolanos.

Caldera en el poder nuevamente hubo de manejar una vertiginosa espiral inflacionaria y un paralelo descenso de las reservas de divisas, empleadas generosamente para el sostenimiento del bolívar frente al dólar. El 27 de junio anunció la suspensión con carácter temporal de algunas garantías constitucionales, fundamentalmente las relacionadas con la propiedad privada y la libre actividad económica, que supuso el control estatal sobre el mercado de cambios, el sistema bancario y los precios. Las entidades financieras en bancarrota por la fuga de capitales y las afectadas por prácticas especulativas iban a ser intervenidas y saneadas por el Estado, y de hecho el Banco Central de Venezuela (BCV) anunció la suspensión inmediata de todas sus operaciones de compra-venta de dólares. Dado lo extraordinario de la situación, las medidas fueron toleradas por los medios de comunicación y la comunidad internacional, pero no por el pueblo venezolano.

Aunque Caldera prometió durante su campaña no acudir jamás ante el Fondo Monetario Internacional (FMI), debió hacerlo ante la crisis económica. El nulo efecto de la práctica intervencionista en la economía del país, hace que Caldera anuncie el programa llamado Agenda Venezuela que prometía restablecer el equilibrio macroeconómico y apalear la inflación. Aplicando medidas tildadas por sus detractores como "de corte neoliberal" de acuerdo con las recomendaciones del FMI, que hasta entonces se había resistido a adoptar. Así, se devaluó el bolívar en un 70%, el control de cambios fue levantado, los combustibles se encarecieron en un 800%, se liberalizaron los tipos de interés (el IVA subió a 16,5%), Se continuó el proceso de privatización de los activos del Estado y se avocó a la disciplina en el gasto público, que no surtieron efectos debido a la crisis económica mundial en ese momento. Está medidas fueron bien acogida en el exterior, pero no en el país. En donde fueron frecuentes las manifestaciones y disturbios de la población venezolana que se sentía afectada negativamente.

En 1997, una comisión tripartita, conformada por el sector empresarial, laboral y Gobierno, asumieron la reforma del régimen de prestaciones sociales, tras la revisión profunda de la Ley Orgánica del Trabajo. La labor de la comisión tripartita quedó plasmada en un sistema de prestaciones sociales que preveía, entre otras cosas, su pago anual y no al cese del desempeño laboral como se hacía anteriormente; al mismo tiempo, se establecieron cinco subsistemas de seguridad social con la finalidad de mejorar la actividad del Ejecutivo en la resolución de los problemas básicos de los trabajadores venezolanos.

También en el Gobierno de Caldera se inició un proceso de apertura petrolera que muchos catalogaron como el preludio a la privatización del sector; sin embargo se llevó a cabo aglutinando esfuerzos del sector privado, nacional e internacional, para la explotación, exploración y refinamiento del oro negro y del gas natural. La crisis mundial en los mercados del crudo influyó negativamente en este proceso.

Debido a diferencias con partidos de la coalición gubernamental como el MAS, Caldera buscó el apoyo de la principal fuerza legislativa el partido AD, donde algunos de sus miembros entraron en su gabinete.

Amnistía a los militares de la rebelión de 1992

Bill Clinton, Rafael Caldera y Hillary Clinton en Caracas, 1997. Durante el gobierno de Caldera fueron sobreseídos y salen en libertad los militares involucrados en el intento golpistas de 1992, que se agruparon en el partido político Movimiento V República (MVR), dirigido por Hugo Chávez, para lograr el apoyo de los grupos de izquierdas a su precario gobierno de minoría parlamentaria.

De alguna forma, se podría manifestar que el período de gobierno de Caldera sentó las bases del ascenso de Hugo Chávez a la magistratura nacional. Caldera ganó las elecciones presidenciales tras haberse separado de su partido y haber creado un movimiento político denominado Convergencia con apoyo de grupos de izquierdas antes citados, que finalmente derrotó a los partidos socialdemócrata Acción Democrática y democristiano Copei, que se habían alternado en el gobierno durante 35 años (desde 1959 hasta 1994) y habían perdido para entonces la mayor parte de su influencia en el panorama político de Venezuela. La caída de los partidos tradicionales y el movimiento populista iniciado por Caldera, dieron pie a Chávez para iniciar su propio movimiento, el cual se cristalizó al legalizar el partido MVR proveniente del MBR-200, que logró una clara victoria en las elecciones presidenciales de 1998.


Síguenos desde:


Celular Rss Facebook Twitter igoogle youtube
 Lo más
  •  Leído 
  •  Comentado 

Blogs Ver todos

  • Tulio Casal Patiño
    Otra mirada
    En el texto anterior hablé del gran dilema al que se enfrenta el chavismo en la (...)

    HACE24minutos
  • ELIDES J. ROJAS L.
    Sobre la marcha
    La mitología chavista se empeña en construir una poderosa épica alrededor de la (...)

    HACE5horas