ESPACIO PUBLICITARIO
CARACAS, domingo 11 de marzo, 2007 | Actualizado hace
 
|
compartir
|
| Entrevista // Personaje
Kiko Olivieri reinventa El Zorro

"Es mi héroe favorito. Me disfracé de El Zorro prácticamente todos los carnavales"

Contenido relacionado
SONIBERTH JIMÉNEZ |  DIARIO
domingo 11 de marzo de 2007  12:00 AM

SONIBERTH JIMÉNEZ

EL UNIVERSAL

El héroe enmascarado más famoso de todos los tiempos vuelve a hacer de las suyas. El Zorro: La espina y la rosa es el título de una coproducción que prepara Telemundo, RTI de Colombia y Sony Pictures, y el venezolano Humberto "Kiko" Olivieri es el encargado de teclear la novela.

En Venezuela, el escritor fue responsable de La inolvidable y Reina de corazones. Ya en la internacionalización de su carrera La venganza, Prisionera y más recientemente La tormenta han sido dramáticos de su autoría que han servido para exportar a varios países de habla hispana.

Desde hace varios años está radicado en Bogotá, Colombia, donde ha dado rienda suelta a su imaginación en cada uno de los proyectos que le son encomendados. La prensa del vecino país lo ha llamado "El nuevo rey del culebrón", título que asume sin falsas modestias, pero espera que no se le suba a la cabeza. Su hablar fluido, cada palabra bien pronunciada al hilo telefónico y cada adjetivo justo en el entorno correcto lo muestran como total dueño del lenguaje y del idioma de Cervantes. Kiko Olivieri no teme admitir que efectivamente es "un zorro viejo", siempre y cuando esté relacionado con el mítico personaje de Baja California.

-¿Usted veía El Zorro?

-Por supuesto que sí. La serie de Walt Disney era fantástica. De niño, era mi héroe favorito. Me disfracé prácticamente de El Zorro todos los carnavales de mi infancia.

-¿Cómo manejó el hecho de llevar un superheroe a una telenovela?

-Mis referencias del personaje es que era asexual, nunca tuvo novia, sólo ciertos coqueteos. Era un personaje para los niños. Sin conflictos, sin tarjeta de crédito, ni deudas, un tipo sobrenatural. Yo lo convertí en un héroe enamorado. Finalmente se humaniza y tiene las penas de un ser humano. A este Zorro sí le pegan tiros, sí lo meten preso, sí llora por el amor de una mujer sin perder el valor del heroísmo y vivirá por primera vez en su vida un conflicto interno.

-¿De qué clase de conflictos habla?

-Él entra en una competencia interior de celos con su propia personalidad como El Zorro y él como hombre, como Diego de la Vega. Tiene muchos conflictos consigo mismo, tanto que considera abandonar su carrera de zorro. Al poderle confesar la verdad a su enamorada resuelve el dilema. Ella guarda el secreto y es una manera de demostrar que su amor es a toda prueba.

-¿Qué pasa con los personajes como el mudo Bernardo o el Sargento García?

-Siguen en esta versión, con algunas variantes psicológicas de sus perfiles. Ese es precisamente el reto de hacer novelas, recrear los personajes en su mundo interno.

-El Zorro reivindicaba lo mexicano. ¿Su versión resalta esos valores?

-Va más allá de la defensa de lo propiamente mexicano o regionalista. Resalta otros valores más universales. Es un acto de compasión. Mi Zorro está ligado a la Iglesia, trabaja contra la dictadura, en defensa de los débiles y de los pobres¿

-¿También se sitúa en la Baja California de 1800?

-Sí, pero yo traté y he logrado alejarme de cualquier referencia histórica real. Sí se sitúa en California, refiriendo una época, pero en esta historia también hay indios y gitanos. Hay mucha fantasía y agrego muchas cosas que no existieron en la realidad muy a propósito. Es la ficción de todas las ficciones.

Olivieri defiende a capa y espada todo lo relacionado con El Zorro. De hecho, en relación con otras versiones del héroe enmascarado, critica que en la película que protagoniza Antonio Banderas aparezca borracho encima del caballo. "Desde mi niño interior ese hecho fue una total falta de respeto para todo lo que significa el personaje", sentencia.

Tampoco le gustó el libro de Isabel Allende El Zorro: Comienza la leyenda. A su juicio, "lo tocó desde un punto de vista excesivamente feminista. En una especie de biografía, dice que se pone el antifaz para taparse las orejas. Lo ridiculiza y lo describe como una especie de pirata medio afeminado y tonto".

Conquistando fronteras Olivieri explica que prefiere crear sus personajes desde el interior de ellos mismos, de las características psicológicas de su personalidad. Esta es su manera de llegarle al público. La idea es que las personas se sientan identificadas desde los sentimientos más nobles y las bajas pasiones comunes en todos los seres humanos sin importar su contexto, circunstancias externas ni su procedencia.

-¿Es diferente sentarse a escribir para un público local netamente venezolano o cuando ya se sabe que la novela será un "producto de exportación"?

-Totalmente. Es diferente escribir en tu país. En ese caso, se intenta reflejar la realidad de lo que conoces. Tu novela es más sociológica y realista. Si yo tuve algunos problemas en Venezuela es porque tenía tendencia a la ficción. Escribir para un público internacional es distinto porque a un árabe, un chino, o un puertorriqueño, el único lenguaje que tú puedes manejar es lo que tienen en común con el personaje, es decir, el lenguaje de los sentimientos. Los personajes deben ser más viscerales y el nivel de identificación es desde los sentimientos de los personajes y de su mundo interno, no desde la circunstancia del lugar donde viven.

-Si tuviera la oportunidad de elegir a cualquier persona en el mundo ¿cuál sería la verdadera cara de Zorro?

-Yo estoy muy contento con lo que hace Christian. Me gusta más que lo que hizo Antonio Banderas, pero no puedo quitarme El Zorro de Walt Disney (Guy Williams). Su simpatía, su gallardía y sobre todo su espíritu que ante los ojos de un niño todo le sale bien y hasta se reía de sus enemigos.

-¿Qué proyectos tiene para cuando termine El Zorro: La espina y la rosa?

-Tengo ocho años trabajando sin parar. Estoy pidiendo un año sabático. Con El Zorro cierro un ciclo. Ahora quisiera un tiempo para mí, para dedicárselo a mi familia. También quiero viajar e indagar nuevas formas de escribir.

-¿Se siente un zorro viejo?

-¡Absolutamente! Este último Halloween me disfracé de Zorro para una fiesta. Después de viejo, a mis 57 años de edad, me volví a poner el disfraz de mi héroe predilecto. No lo hacía desde los 12 años. ¡Jajajá!

Sobre la producción El Zorro: La espina y la rosa está protagonizada por el peruano Christian Meier (el mismo de La tormenta) y por la mexicana Marlene Favela (Gata salvaje).

Se graba en Villa de Leyva y en la parte costera Cartagena, Colombia, donde grandes escenarios naturales sirven para recrear las vivencias de los coloridos personajes y los triunfos de los buenos sobre los malos.

Osvaldo Ríos, Jorge Cao, Arturo Peniche y Natasha Klauss son otros de los actores que tienen relevancia dentro de la trama.

En esta versión, El Zorro tendrá una enamorada, a la cual le confiesa su secreto. Esmeralda será su amor incondicional, pero como toda historia rosa la relación se verá en peligro por terceros. Deberán superar obstáculos turbulentos y correr deslizarse con vida entre espadachines, indios canívales, gitanos y villanos fuera de lo común.

sojimenez@eluniversal.com

|
compartir
|
[an error occurred while processing this directive]
¡Participa!

Envíanos tus comentarios
Para escribir tus comentarios en las notas, necesitas ser usuario registrado
de EL UNIVERSAL. Si no lo eres, Regístrate aquí
correo (obligatorio)
clave (obligatorio)
Ingresar
El Universal respeta y defiende el derecho a la libre expresión, pero también vela por el respeto a la legalidad y a los participantes en este foro. Invitamos a nuestros usuarios a mantener un contenido y vocabulario adecuado y apegado a las leyes.
El Universal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios aquí publicados son responsabilidad de quién los escribe.
El Universal no permite la publicación de mensajes anónimos o bajo seudónimos.
El Universal se reserva el derecho de editar los textos y de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje no apropiado y/o que vaya en contra de las leyes venezolanas.
ESPACIO PUBLICITARIO
Síguenos desde:
clasificados.eluniversal.com Estampas
Alianzas
clasificados.eluniversal.com Estampas