|
compartir
|
| HACIA EL 3D / Para Chávez sus adversarios "son candidatos del imperio"
Promete campaña austera y sin cadenas

Con el grito "¡llegó de nuevo el huracán bolivariano!", Chávez comenzó su campaña. Prometió un debate de altura con sus adversarios, pero les advirtió que si se retiran "sus amos de Washingtosn y sus lacayos aquí se arrepentirán". Comando Miranda denominó a su equipo de campaña.

La líder de UPV Lina Ron fue muy efusiva con el mandatario nacional al momento de formalizar su postulación ante el CNE
(Foto Venancio Alcázares)
MARIA LILIBETH DA CORTE3 |  DIARIO
domingo 13 de agosto de 2006  12:00 AM

MARIA LILIBETH DA CORTE

EL UNIVERSAL

Prefirió ni mencionarlos. Siempre fueron "los otros candidatos", pero ocuparon gran parte de la rueda de prensa y del discurso ofrecido a la multitud en la plaza Caracas por el presidente Hugo Chávez, tras formalizar ante el Consejo Nacional Electoral su postulación para la reelección. "Son los candidatos de las élites, de la contrarrevolución y del imperio norteamericano, son minoría", repetía, mientras advertía a sus adversarios que les daría "nocaut y les metería 10 millones por el buche. Los sacarán en camilla". Espera que sus opositores "se mantengan en la batalla y no cojan para el monte". Señaló que en este escenario "no nos van a agarrar sorprendidos", porque él mismo elabora el plan de contraataque político y social. "Si los candidatos, siguiendo los planes imperiales, se retiran, tengan la seguridad de que tanto sus amos en Washington y sus lacayos aquí, se van a arrepentir. No es una amenaza. Les recomiendo que no lo hagan, porque ese contraataque serviría para profundizar y acelerar la revolución bolivariana" insistió. Para la ocasión, aunque lo negó, la mayoría de sus escoltas vestían guayaberas o franelas rojas. Estos le abrieron paso, entre pétalos de rosas y papelillos multicolores, hasta la plaza Caracas. "Nadie puede pretender que contrate una empresa privada para mi seguridad", alegó. "A partir de este mismo instante se desata el huracán bolivariano", dijo Chávez al iniciar sus palabras y pidió apoyo a los partidos que lo apoyan para el Comando (Francisco de) Miranda, como llamó a su equipo de campaña. "No quiero comanditos paralelos ni anárquicos. No los reconoceré y los señalaré", dijo. Ayer lanzó al presidente de su comando, Francisco Ameliach, la primera "autocrítica". "¡Qué feo que se ven que estén lanzando botellas de agua! (al público). Hay que tomar la previsiones logísticas. Me desconcentran". Chávez reconoció que "va a ser muy difícil" obtener los 10 millones de votos, por lo que instó a la multitud a no dejarse llevar por el triunfalismo y dedicarse "por completo" a la campaña "para ratificar que la revolución llegó para no irse". Aseguró que su campaña estará "signada por la austeridad. Sin una avalancha de propaganda, vallas y páginas enteras en los periódicos". Prometió que no hará uso de las cadenas de radio y televisión, "al menos que ocurran hechos extraordinarios que como jefe de Estado me obliguen, porque sería un abuso", aunque destacó que ¡Aló Presidente! "va a continuar, pero no va ser diseñado como parte de una campaña electoral". Prometió una campaña "de altura y de ideas" en el debate. Confía en que al CNE no le "temblará el pulso a la hora de sonar el silbato cuando tenga que hacerlo. "Confiamos en el árbitro, el mejor del mundo". A su juicio, existe una campaña que busca crear la matriz de opinión de que existe una sola candidatura de oposición, pero hay "un abanico" que obedece "al imperio" y sus discursos los delatan, por lo que no descarta que se repita el escenario de 1998 y se unan en torno a un solo candidato. Resaltó que, en contraposición, él es "candidato de la revolución, de las mayorías nacionales, de los que queremos continuar transformando el país y sacarlo del atolladero capitalista, neoliberal, del atraso, del dominio de las élites criollas". "En el supuesto negado de que alguno de estos candidatos de (presidente de EEUU, George) Bush se convierta en presidente, esa persona no va a ser quien gobierne (...) significaría el retorno a Venezuela del gobierno imperialista de EEUU. Volveríamos a ser colonia norteamericana", agregó. Auguró que en ese escenario "sabotearían" y violarían las cuotas de la OPEP "con lo que bajaría el precio de nuestro petróleo". Aseguró que cualquier otro gobierno "echaría de inmediato" del país a los médicos cubanos "por orden de EEUU. Sólo una revolución como la bolivariana puede abrirle la puerta a la revolución cubana". El mandatario considera que aún "tiene mucho por hacer" y por eso aceptó postularse a la reelección, para "continuar luchando" contra la corrupción, el burocratismo y la inseguridad. Chávez anunció que mañana cumplirá una visita oficial en Jamaica, donde firmará acuerdos petroleros. "A la orden" respondió a la canciller colombiana María Consuelo Araújo, quien visitará el país a las próximas horas, y en recientes declaraciones dijo: "pronto veremos a Hugo Chávez bailando vallenato".

|
compartir
|
¡Participa!

Envíanos tus comentarios
Para escribir tus comentarios en las notas, necesitas ser usuario registrado
de EL UNIVERSAL. Si no lo eres, Regístrate aquí
correo (obligatorio)
clave (obligatorio)
Ingresar
El Universal respeta y defiende el derecho a la libre expresión, pero también vela por el respeto a la legalidad y a los participantes en este foro. Invitamos a nuestros usuarios a mantener un contenido y vocabulario adecuado y apegado a las leyes.
El Universal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios aquí publicados son responsabilidad de quién los escribe.
El Universal no permite la publicación de mensajes anónimos o bajo seudónimos.
El Universal se reserva el derecho de editar los textos y de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje no apropiado y/o que vaya en contra de las leyes venezolanas.
ESPACIO PUBLICITARIO
Síguenos desde:
clasificados.eluniversal.com Estampas
Alianzas
clasificados.eluniversal.com Estampas