|
compartir
|
| INICIATIVAS / Casa Nuestra Señora de Guadalupe tiene mucho talento
La Pastora alberga a niñas prodigio que tocan el piano

Linda Suárez va hoy por el Premio Harriet Seer en el colegio Emil Friedman

Disciplina y seguridad demuestra Linda Suárez frente al piano donde aprendió a tocar hace once años
(Foto Nicola Rocco)
JORGE HERNANDEZ |  DIARIO
viernes 23 de junio de 2006  12:00 AM

JORGE HERNANDEZ EL UNIVERSAL

En un lugar muy emblemático de Caracas se encuentra una casa colorida donde se cuidan a niñas de distintas edades con un gran oído musical, bajo la tutela del director Roberto Mora y la ayuda de su coordinadora Milagros de Mora. Ese inmenso hogar, denominado Nuestra Señora de Guadalupe, está ubicado en la parroquia La Pastora y sus niñas han ganado premios nacionales e internacionales haciendo grandes sacrificios para participar o viajar. Desde la inauguración de este refugio, el 22 de octubre de 1995, sus niñas se han dedicado a recibir clases de piano por parte del profesor Roberto Mora desde corta edad. "Linda Suárez, con cuatro años, y Rolandy Colmenares, de tres, fueron las dos primeras niñas en llegar a la casa hogar. Luego se integran al grupo Greymar Pereira, Sandra Yudith Pabón García y Luz Aurora Barrios, esta última sólo recibe clases en la casa", indicó Mora. El 3 de junio de este año Luz Aurora Barrios, de nueve años, participa en el VII Concurso de Piano Angel Sauce en el platillo protocolar del Teatro Teresa Carreño, categoría primer nivel, y gana la competencia. En la categoría tercer nivel del mismo concurso ganó Rolandy Colmenares. Con varios años recibiendo clases de piano "he aprendido muchas cosas y seguiré adelante con la ayuda del profesor Roberto Mora", expresó Barrios, quien sabe como distribuir su tiempo entre las clases de piano y el colegio. Las hermanas Linda Suárez y Rolandy Colmenares, ahora con 15 y 14 años respectivamente, "fueron las primeras niñas en ganar el Premio Internacional Inacer, ellas llegaron una noche a la casa y se quedaron toda la vida conmigo", dijo Roberto Mora. Este hogar alberga diez niñas fijas y cuatro que sólo van a recibir clases y se devuelven a su casa. Linda Suárez ha vivido once años en el hogar Nuestra Señora de Guadalupe y en dos años se gradúa como "profesora ejecutante de piano y podrá seguir transmitiendo sus conocimientos a otras generaciones", agregó Mora. "Llegue a la casa hogar a los cuatro años y desde niña me gustó el piano porque escuchaba a mi papá componer sus canciones y me empezó a gustar el sonido, él me sentó frente al piano, se dio cuenta de que tenía talento y oído musical para esto y me enseñó a tocarlo desde muy joven", dijo Linda Suárez. En el Festival Internacional Latinoamericano de Piano del año 2003, realizado en República Dominicana, Suárez participó por primera vez y ganó mención honorífica. "El año siguiente participé y me dieron el primer lugar. Luego concursé en el Premio Angel Sauce 2005 y gané. Con mi hermana, Rolandy Colmenares competí en el Concurso a cuatro manos Herty Hass el 15 de diciembre del año pasado y otra vez volvimos a ganar el premio", agregó Suárez. Esta joven promesa del piano clasificó en las competencias preliminares del Premio Harriet Serr y competirá hoy en la final del concurso a realizarse en el colegio Emil Friedman, ubicado en Los Campitos. "Voy a tocar el concierto 21 de Mozart en do mayor, Opus 467", informó Suárez, estudiante de 8§ grado del Instituto Nazaret de la Av. Baralt. Por su parte, Rolandy Colmenares afirmó que tocaba el piano "desde que tenía tres años, mi papá me sentó, me tocó los dedos y me fue enseñando a leer las partituras. Roberto me iba nombrando las notas y yo se las respondía en el piano. Yo aprendí a tocar mi primera pieza a los siete años y me encanta tocar el vals de Chopin". Colmenares estudia en las mañanas sexto grado en la escuela Antonio Bamonde, en La Pastora, y por las tardes asiste a la Escuela de Música Prudencio Esaa de Montalbán, lugar donde recibe clases teóricas y prácticas de piano. "Me he ganado dos premios importantes, el Angel Sauce 2006 en la categoría tercer nivel y el Festival de República Dominicana en el 2001", agregó Colmenares. Greimar Pereira, de once años, ganó en Dominicana en el año 2005. Y Sandra Pabón es la figura que promete seguir los pasos de sus hermanas en competencias de piano fuera de Venezuela.

|
compartir
|
¡Participa!

Envíanos tus comentarios
Para escribir tus comentarios en las notas, necesitas ser usuario registrado
de EL UNIVERSAL. Si no lo eres, Regístrate aquí
correo (obligatorio)
clave (obligatorio)
Ingresar
El Universal respeta y defiende el derecho a la libre expresión, pero también vela por el respeto a la legalidad y a los participantes en este foro. Invitamos a nuestros usuarios a mantener un contenido y vocabulario adecuado y apegado a las leyes.
El Universal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios aquí publicados son responsabilidad de quién los escribe.
El Universal no permite la publicación de mensajes anónimos o bajo seudónimos.
El Universal se reserva el derecho de editar los textos y de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje no apropiado y/o que vaya en contra de las leyes venezolanas.
ESPACIO PUBLICITARIO
Síguenos desde:
clasificados.eluniversal.com Estampas
Alianzas
clasificados.eluniversal.com Estampas