Mapa del sitio
Daily News
Búsqueda avanzada
ClasificadosUsuariosAnunciantes
Caracas, sábado 18 de junio, 2005  
[an error occurred while processing this directive]
Principal >  Deportes >  Beisbol > Grandes Ligas > Noticias
 
Imprimir Enviar por correo  |  Disminuye letraAumenta letra
 
OPINION
Críticas

Oswaldo Guillén

Ningún deporte se presta más para la crítica que el beisbol. Al menos eso creo yo. Porque en el beisbol hay que decidir tantas cosas. Quién juega cada posición, qué turno al bate le vas a asignar, qué pitcheo vas a pedir, qué jugada vas a montar, debe jugar el cuadro adentro o afuera, ¿y los jardineros? ¿Tocas la bola o prefieres el bateo y corrido? ¿Le das un bateador más al pitcher, o traes al zurdo que está calentando? ¡Diablos! Qué cantidad de opciones. Y lo peor es que, hagas lo que hagas, siempre va a haber alguien criticando tu decisión, incluso cuando la jugada te sale bien y ganas el partido. Así es el beisbol.

Hace un mes, la revista Sport Illustrated publicó una entrevista que me hicieron en Chicago, en la que, entre otras cosas, informé mi dirección de email. Pues bien, desde entonces mi correo colapsa todos los días, con personas escribiéndome sus opiniones acerca de los distintos temas que traté en el reportaje, pero también sobre las decisiones que tomo a dario como manager de los Medias Blancas.

Y les digo algo: yo pensaba que nadie en el mundo sabía más de beisbol que los fanáticos venezolanos, pero parece que me equivoqué. Si ustedes leyeran las cosas que me escriben, los argumentos que esgrimen, los comentarios y sugerencias que me hacen.

Hay algunas críticas muy duras, que manejan estadísticas que ni yo mismo conocía, pero si el beisbol fuera sólo cifras sería fastidiosísimo. El instinto, el presentimiento, el famoso feeling que uno tiene a veces son también importantes, aunque el fanático no lo entienda. Y resulta que aquí, igual que en Venezuela, la gente se siente con derecho a criticar y opinar sobre todo lo que pasa a su alrededor. Y a mí me toca aceptar los comentarios porque para eso soy el manager, y parte de mi trabajo consiste en escuchar a todos los que opinan sobre el equipo y su forma de jugar.

El lunes pasado, por ejemplo, comenzamos la serie más larga del año en nuestro estadio. Estaremos jugando aquí 12 juegos seguidos, y si bien es cierto que estar en casa es muy agradable, la verdad es que a veces las críticas constantes se convierten en una tortura, sobre todo cuando en el fondo uno piensa que algunas son injustas o ignorantes.

Pero en cualquier caso yo prefiero que me echen la culpa a mí de las jugadas que salen mal, antes que vayan a señalar negativamente a alguno de mis jugadores criticando su trabajo. Porque en el beisbol el juego lo ganan los peloteros, y lo pierde el manager. Así ha sido siempre y yo lo sabía al aceptar el cargo, por lo cual me toca aceptarlo tratando de no perder la paciencia. Un amigo me recordó en estos días que a los únicos árboles que le tiran piedras son a los que dan frutos, y los Medias Blancas están dando frutos en este momento. Están verdes, es verdad, porque falta mucho camino por recorrer. Pero mientras algunos siguen criticando nuestras decisiones, nosotros seguimos ganando y perdiendo, y nos mantenemos en la punta de la división, que al final es la meta del equipo. Y, como decimos en Venezuela, si así llueve, que no escampe.

ozzieguillen13@hotmail.com



 
[an error occurred while processing this directive]




 
Imprimir Enviar por correo  |  Disminuye letraAumenta letra
 
Contáctenos | Política de privacidad | Términos legales | Condiciones de uso
Búsqueda avanzada
Copyright @ Diario El Universal C.A. 2007