Mapa del sitio
Daily News
Búsqueda avanzada
ClasificadosUsuariosAnunciantes
Caracas, sábado 15 de marzo, 1997  
[an error occurred while processing this directive]
Principal > Nacional y Política > Noticias
Imprimir con   |   
El astrólogo José Bernardo Gómez comenta su propia carta astral
'Mi vida cambiará por el éxito o el fracaso de los pronósticos'
AUNQUE INSISTE en sus vaticinios, aclara que si éstos fallan no renunciará a la astrología sino a su 'ejercicio público'

Ernesto Villegas Poljak

El Universal

Caracas.- Su teléfono no dejó de repicar este miércoles, cuando se regó el rumor sobre la muerte del Presidente. 'La pegaste, José Bernardo', repetían sus amigos al otro lado del hilo. Pero al día siguiente, luego de la caminata-mentís del jefe del Estado, los mensajes cambiaron radicalmente: 'Te pelaste, José Bernardo'.

El astrólogo, quien espera paciente al 8 de junio, cuando vence el plazo para verificar su predicción, sintió la misma sorpresa del común ante la mención que de él hizo el presidente Rafael Caldera al final de su mensaje anual al Congreso: 'Seguiré armando el rompecabezas, aunque no le guste al astrólogo'.

Consultado sobre esta alusión presidencial, José Bernardo Gómez contestó refiriendo una anécdota. 'Yo repito lo que esta mañana me dijo una persona en el metro: esto es el colmo, el Presidente ocupándose de usted en lugar de ocuparse del país'.

No me gusta mi pronóstico

_No es que no me guste. A mí me encanta. Es decir, el que yo aparezca en la primera plana de los periódicos es un honor. Cuando se analicen los discursos del Presidente apareceré yo y eso tiene que ser para mí un honor. Lo que siento es que para el país, para la gente, para los congresantes que estaban allí esperando noticias e informaciones, que el Presidente se haya referido a eso resultó totalmente intrascendente.

_Sí, yo lo tomo por ahí y me parece que el jueves nos dio una prueba de vitalidad con su caminata. Yo sí quisiera dejar claro que mi deseo más profundo no es lo que dice el Presidente. El dice 'aunque no le guste al astrólogo' y en realidad mi deseo es que el Presidente termine su período. Si el pueblo lo eligió, acertada o equivocadamente, hay que aceptar que llegue a feliz término su gestión.

Pese a sus buenos deseos, insiste en que los astros vienen confirmando los indicios previos de su predicción, como fue el caso del eclipse de sol del pasado 8 de marzo, después del cual pueden pasar hasta tres meses antes de verificarse el presagio.

'El plazo que he señalado en varias oportunidades y que me he puesto a mí mismo es el 8 de junio. Si para ese día no ha pasado nada, podríamos decir que el pronóstico no se cumplió', afirma.

Aclara, sin embargo, que nunca predijo en forma tajante la 'muerte física' del mandatario.

'A mí me gusta hablar más del término ocaso del Presidente. Una desaparición del Presidente en el escenario protagónico de la vida política del país. Eso es lo que puedo aseverar y de lo que estoy seguro', dice.

No renunciaré a la astrología

_Por supuesto. Ahora, yo tampoco dije exactamente que me iba a retirar de la astrología. Yo dije que dejaría de asumir posiciones públicas, de aparecer en los medios de comunicación, de dictar charlas, es decir, de transmitirle a la gente mis conclusiones astrológicas.

_Dejaría de hacerlo como astrólogo. Lo que no quiere decir que no me convierta en politólogo o en comentarista deportivo. Eso ya sería harina de otro costal. Pero no me basaría en la astrología para hacer esos comentarios de carácter público.

_No sé si seguiría o no con la consulta astrológica. Lo que yo sí asumo es que externa y públicamente no sigo con el ejercicio de la astrología.

_Sí, mi propio mapa astral dice que ya lo he estado viviendo a partir de octubre pasado. Y que en estos próximos meses vienen también cambios importantes en el ejercicio de mi vida y de mi profesión, que pueden ser por el éxito obtenido con las predicciones o por el fracaso total y rotundo de mis pronósticos. Yo no soy infalible ni creo que tengo la verdad. Soy un simple investigador. Yo observo los fenómenos celestes y veo la correspondencia que hay entre ellos y las situaciones terrenales. Saco mis deducciones con mi capacidad analítica, con mi estudio de la historia y de los procesos sociales y políticos del país, y hago mis pronósticos. Hasta ahora buena parte de esos pronósticos han tenido aciertos y por eso se le ha dado importancia y relevancia a lo que yo dije.

No disfruto la fama

Aunque ahora tiene lo que muchos darían la vida por alcanzar, el más cotizado astrólogo venezolano reniega de la fama que el Gobierno le hizo ganar con su detención y el posterior revuelo provocado por predicciones originalmente formuladas en un círculo privado, sin intención de escandalizar.

'No disfruto esa fama, que me hizo perder mi privacidad, mi vida familiar y de amistad', afirma Gómez, en cuya agenda pujan desde octubre más consultas, entrevistas y conferencias que en la de cualquier otro observador de los astros.

_Desde el punto de vista económico no me ha resultado nada bueno. Ha habido una avalancha de solicitudes de consultas personales, una demanda que no estoy en capacidad de responder. He mantenido mi consulta vieja, no estoy viendo a nadie nuevo y estoy rechanzando gente. Aunque yo no he podido beneficiarme, creo que el Gobierno y el presidente Caldera van a tener un lugar muy importante cuando se escriba la historia de la astrología en este país, porque muchos astrólogos se han visto beneficiados con este auge.

Qué y cuándo lo dijo José B. Gómez fue detenido el martes 22/09/96 por funcionarios de la Disip, quienes lo mantuvieron incomunicado en El Helicoide. El 25 de octubre recupera su libertad y ratifica sus predicciones sobre el futuro del presidente.

Ha dicho lo siguiente:

n 'El período más crítico para el presidente Caldera y para Venezuela será entre el 5 de febrero y el 27 de abril de 1997'. (26/10/96)

n 'Si el 8 de junio Caldera continúa en el poder y no le ha pasado nada, yo me comprometo a no seguir en esto, renuncio a la astrología'. (26/10/96)

n Caldera es una persona muy ligada a los procesos de cambio y de muerte en el país. Si tomara conciencia de esa situación y asumiera medidas drásticas para impulsar un cambio y la ruptura de un sistema político agotado, podría transformar lo que parece una muerte física en una muerte de otro orden. (3/11/96)

n Las señales del cielo me dicen que vamos a vivir un cambio estructural políticamente, el cual no afectará negativamente el área económica, donde se prevé crecimiento y reactivación. (29/1/97)




 

[an error occurred while processing this directive]
Imprimir con   |   
Contáctenos | Política de privacidad | Términos legales | Condiciones de uso
Búsqueda avanzada
Copyright @ Diario El Universal C.A. 2004